Repsol podrá buscar petróleo en Canarias a partir de agosto

Repsol podrá buscar petróleo en Canarias a partir de agosto

Rajoy avanza al presidente autonómico que dará los permisos necesarios para que la petrolera sondee en las costas de Fuerteventura

La petrolera española Repsol ha recibido luz verde parcial del Gobierno para realizar los sondeos en busca de crudo frente a las costas Canarias. Los trabajos empezarán, con toda probabilidad, en agosto.

El presidente de la compañía, Antonio Brufau, había anunciado en noviembre que, junto a sus socios en este proyecto (la alemana RWE y la australiana Woodside), estarán listos para comenzar la exploración a partir de mayo. Resta pendiente el visto bueno del ministerio de Agricultura y Medio Ambiente.
 
 
El Gobierno justifica la decisión por las perforaciones en las costas de Marruecos
 
Aunque el departamento dirigido por Miguel Arias Cañete (PP) no ha hecho pública la declaración de impacto ambiental, el visto bueno de Industria y el aviso del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy (PP), al presidente autonómico, Paulino Rivero (CC), hace presagiar que no habrá objeciones para lograr la autorización final.

Fuentes de la petrolera consultadas por 02B dan por descontado que los trabajos de exploración se desarrollarán este año. Por otro lado, “el presidente Rajoy adelantó [a Rivero] que las prospecciones se iniciarán muy probablemente a lo largo de este año, entre julio y septiembre”, ha dicho el ministro de Industria, José Manuel Soria (PP).

El gobierno español justifica la decisión con la vista puesta en las perforaciones que se producen en costas de Marruecos.

La escocesa Cairn Energy reveló hace unas semanas que sus primeros sondeos, en un punto situado a 120 kilómetros de la costa al sur de Agadir, no habían hallado hidrocarburos, pero sí detectado un “un sistema termogénico de petróleo activo”.
 
 
Repsol concretaría los planes de perforación si topara con un yacimiento
 
Cairn Energy ha taponado ese pozo y ahora pretende sondear en los próximos meses una zona que limita con las concedidas por España a Repsol, al este de Lanzarote y Fuerteventura.

Los planes de la petrolera española para buscar hidrocarburos en esa cuadrícula del Atlántico han chocado desde su inicio con el rechazo del gobierno canario y de los cabildos de Fuerteventura y Lanzarote.

Las administraciones locales han intentado, hasta ahora sin éxito, frenarlos en los tribunales. Las autoridades locales temen que el turismo decaiga y alertan del riesgo de hipotéticos vertidos.

En todo caso, Repsol concretaría sus planes de perforación si topara con un yacimiento. Por ahora, la fase de exploración compromete en menor medida el entorno.