Seis destinos para viajar a través del tiempo

Diferente a cualquier otra, Dubai entraña a la perfección el moderno viaje al futuro. Foto Booking.

Seis destinos para viajar a través del tiempo

Viajar no solo es moverse en el espacio sino también en el tiempo: al futuro, con destinos ultramodernos, o al pasado, a lugares anclados en otra época

¿Quién necesita el DeLorean de ‘Regreso al futuro’ cuando puede viajar? Destinos como Dubai, Hong Kong Singapur son sinónimo de tecnología y modernidad; zambullirse en ellos supone no solo un choque cultural sino también una oportunidad para avanzar en el tiempo y conocer avances que en nuestro entorno –y por el momento- solo se intuyen.

En el otro extremo, existen lugares en los que tiempo parece haberse detenido; pequeños pueblos en el corazón de Europa o en el salvaje oeste deliciosamente congelados en el pasado.

Plagada de rascacielos ultramodernos y archipiélagos artificiales, la cosmopolita Dubai entraña a la perfección el moderno viaje al futuro

Para curiosos, aventureros y, sobre todo, viajeros ávidos de nuevas experiencias, Booking ha seleccionado seis destinos que permiten trasladarse a través del tiempo.

Dubai, Emiratos Árabes Unidos

Plagada de rascacielos ultramodernos y archipiélagos artificiales, la cosmopolita Dubai entraña a la perfección el moderno viaje al futuro. Playas de arena en el corazón del desierto, espectáculos futuristas en el Dubai Mall o paseos en globo aerostático sobrevolando la ultramoderna ciudad son solo algunas de las emocionantes experiencias que ofrece.

Como parte de este particular viaje al futuro, destaca el alojamiento en El Burj Al Arab Jumeirah, un hotel situado en su propia isla que ofrece suites ultra lujosas con vistas al golfo Pérsico. Y nada mejor que llegar como una estrella en una de las flotas de Rolls-Royce más grandes del mundo conducidas por chóferes o por helicóptero.

Hotel Burj Al Arab Jumeirah, Dubai. Foto Booking.
¿Llegar al hotel a lo grande? El Burj Al Arab Jumeirah disponde de flota de Rolls Royce y helicóptero.

Hong Kong

Con más de 1.200 rascacielos, más que en ninguna otra ciudad del planeta, Hong Kong es un hervidero de tendencias que destaca por un ritmo acelerado y la iluminación de miles de luces de neón.

Si escogiésemos un solo exponente de la modernidad en Asia bien podría ser Singapur

Además de ser un centro financiero internacional, está a la vanguardia de la tecnología, también en el mundo de los viajes, con avances como escáneres de huellas dactilares o tarjetas de identificación inteligentes que, en el caso de aspectos como el diseño de interiores se funde de una forma muy original con técnicas como el Feng Shui.

Una buena opción para alojarse es el Hotel Icon, con impresionantes vistas al puerto de Tsim Sha Tsui East Kowloon y un amplio despliegue tecnológico que incluye un teléfono inteligente con datos ilimitados en cada una de sus habitaciones.

Singapur

Si escogiésemos un solo exponente de la modernidad en Asia bien podría ser Singapur. Un destino donde conviven diferentes culturas y cocinas, entre otros aspectos, pero que aun así logra mantener una identidad propia.

Hitos como el Supertree Grove, una serie de estructuras masivas con forma de árbol que absorben el calor, proporcionan sombra, recogen el agua de lluvia y generan energía solar y un nuevo aeropuerto que pretende gestionar 50 millones de pasajeros prácticamente sin empleados (humanos) representan su apuesta por la modernidad.

Ubicado en el distrito comercial de Orchard Road, el moderno Hotel Jen Tanglin Singapore está conectado con el centro comercial Tanglin. El personal del hotel incluye dos robots inteligentes, Jeno y Jena, ‘contratados’ para ayudar con el servicio de habitaciones. Con un metro de altura, pueden usar por sí mismos los ascensores así como sortear cualquier obstáculo en su camino.  

Robot mayordomo en el Hotel Jen Tanglin Singapore. Foto Booking.
Robot mayordomo en el Hotel Jen Tanglin Singapore. Foto Booking.

Tombstone, Arizona

Conocida por su ubicación en el salvaje oeste, Tombstone es un lugar donde los viajeros sentirán que han retrocedido en el tiempo gracias a sus salones y teatros antiguos, como el Bird Cage Theatre y OK Corral, vagones clásicos o atracciones como una vieja mina de plata.

Para imbuirse de ese espíritu el Tombstone Monument Guest Ranch es el alojamiento perfecto. Ubicado a solo 10 minutos en coche de la histórica localidad, ofrece habitaciones temáticas con una decoración del viejo oeste.

Sighişoara, Rumania

La ciudad fortificada de Sighisoara es Patrimonio de la Humanidad por la Unesco y una de las ciudades medievales más bellas de Europa. Lugar de nacimiento de Vlad Drácula, se trata de una pequeña joya para los viajeros del tiempo con sus casas rebosantes de color, antiguas iglesias, calles empedradas y hermosas torres, como la del reloj.

Sighişoara, Romania, Casa Savri. Foto Booking.
El mismo Vlad Drácula nació en Sighişoara, Rumanía. Foto Booking.

Casa Savri, ubicada en un edificio histórico junto a la ciudadela medieval habitada de Sighişoara, es una opción ideal de alojamiento que presenta una arquitectura y una decoración sajona tradicional de Transilvania, con techos abovedados y muebles originales.

Enkhuizen, Países Bajos

La pequeña Enkhuizen (Holanda) es una pintoresca ciudad portuaria con encantadores canales y casas. Concebido como un museo al aire libre, Zuiderzeemuseum es un pueblo congelado en el tiempo que cuenta con más de cien tiendas y casas auténticas que recuerdan la historia de la región.

Ubicado en una antigua escuela, junto a la estación de tren y a un corto paseo de Zuiderzeemuseum, De Oude HBS ofrece apartamentos con vistas a una iglesia histórica y a pocos minutos del histórico pórtico Drommedaris, una antigua estructura de defensa, y del puerto de Enkhuizen.

Enkhuizen. Foto Booking.
Enkhuizen. Foto Booking.