The Shed: una burbuja de cultura sobre ruedas se abre en Manhattan

The Shed se desplaza 80m sobre raíles. Foto Eduardo Muñoz Álvarez | EFE.

The Shed: una burbuja de cultura sobre ruedas se abre en Manhattan

Hudson Yards, el flamante nuevo barrio de Nueva York, inaugura un innovador centro de arte móvil y con estética futurista para experimentar con la cultura

Mar Nuevo

Madrid

04/04/2019 - 15:32h

Diseñado como un lugar para creadores que experimentan con todo tipo de artes, incluso aquellas que aún no se han inventado, The Shed es la última novedad en Nueva York, un innovador proyecto firmado por los arquitectos de Diller Scofidio + Renfro y que ubica sus 18.500 m2 bajo los flamantes rascacielos de Hudson Yards.

Una institución que se centrará en el futuro de las artes no podía enmarcarse en un contenedor del pasado. La obra de ingeniería que da forma a esta colosal burbuja fabricada en materiales translúcidos de tonos plateados logró asentar parte de su estructura sobre unas enormes ruedas de ferrocarril con el objetivo de poder desplazarla y crear un espacio multifuncional.

Bastarán cinco minutos y la fuerza de un solo Toyota Prius para desplazar hasta 80 m sobre raíles el edificio, que será capaz de encogerse o expandirse según las circunstancias y necesidades como un gigantesco acordeón de 37 m de altura

[Para leer más: Las megaesculturas invaden el nuevo barrio de Nueva York]

Un espacio móvil

Según sus responsables, bastarán cinco minutos y la fuerza de un solo Toyota Prius para desplazar hasta 80 m sobre raíles el edificio, que será capaz de encogerse o expandirse según las circunstancias y necesidades como un gigantesco acordeón de 37 m de altura.


Cómo se hizo The Shed. Vídeo Engadget.

La arquitecta principal del edificio, Elizabeth Diller, detalló que la pieza móvil está situada sobre seis ejes con un total de ocho ruedas de casi dos metros de diámetro que permiten que la estructura se mueva hacia delante para multiplicar por dos el espacio diáfano destinado a los mayores eventos, denominado The McCourt.

“El edificio tenía que ser muy flexible, hasta el punto de que se pudiera cambiar su tamaño bajo demanda”, apuntó la arquitecta Elizabeth Diller, que trabajó más de una década para crear esta infraestructura “ágil e inteligente”

“El edificio tenía que ser muy flexible, hasta el punto de que se pudiera cambiar su tamaño bajo demanda”, apuntó Diller, que aseguró llevar trabajando más de una década para crear esta infraestructura “ágil e inteligente”.

Una vez desplegado, The McCourt, en honor al empresario Frank McCourt que donó 45 millones de dólares para el proyecto, suma 1.600 metros cuadrados de espacio insonorizado y climatizado, con una capacidad total de 1.250 personas sentadas o 2.000 de pie. Por fuera, el gigantesco envoltorio acolchado parece diseñado para proteger un frágil contenido.

Todo el sistema, que recuerda a los mecanismos empleados en puertos y ferrocarriles, está inspirado en el pasado industrial de Hudson Yards, el nuevo barrio neoyorkino –y la mayor inversión privada de la historia de los EEUU- que se despliega desde la calle 30 a la 34 entre las avenidas 10 y 11 en la isla de Manhattan. 

The Shed. Foto Eduardo Muñoz EFE.
The Shed. Foto Eduardo Muñoz | EFE.

[Para leer más: Shanghái construye la ópera del futuro]

Nueva forma para nuevas artes

Con una inversión de 445 millones de euros, su vasto espacio repartido en ocho pisos de altura se prepara ya para acoger todo tipo de eventos, desde conciertos a obras de teatro, exposiciones y conferencias, y en cualquier disciplina, desde hip-hop a la música clásica, pintura, escultura, literatura, cine o danza.

The Shed tratará de alimentar bajo un mismo techo la invención artística y de llevar la experiencia creativa a la mayor audiencia posible

Según explicó su director artístico, Alex Poots, se trata de alimentar bajo un mismo techo la invención artística y de llevar la experiencia creativa a la mayor audiencia posible. “Ponemos todas las formas de expresión humana en el mismo plano”, dijo.

Para ello, y además del McCourt, cuenta con dos pisos de galerías que suman más de 2.300 m2, un teatro con 500 butacas que puede dividirse en dos y espacios abiertos que suman otros 1.300 metros cuadrados para acoger todo tipo de encuentros de artistas con el objetivo de impulsar la innovación.

Laboratorio creativo

The Shed, que abre el 5 de abril sus puertas al público, se ha presentado al mundo como una organización sin ánimo de lucro que recibirá con los brazos abiertos a una nueva generación de artistas, de todos los campos y de variado origen.

 La islandesa Björk ofrecerá conciertos donde fusionará música con efectos visuales desde el 6 de mayo al 1 de junio

Su programa arrancará con una serie de cinco noches de conciertos, ‘Soundtrack of America’, proyectados por director de cine británico Steve McQueen, que celebra el impacto y la historia de la música afroamericana en los EEUU.

Un lateral de The Shed. Foto Eduardo Muñoz | EFE.
Un lateral de The Shed donde se observa el mecanismo de ruedas y raíles. Foto Eduardo Muñoz | EFE.

Además, desde el sábado y hasta el 2 de junio, una actuación en vivo en combinación con una exposición rendirá homenaje a artistas de la talla de Steve Reich o Gerhard Richter,.

Por su parte, la islandesa Björk ofrecerá conciertos donde fusionará música con efectos visuales desde el 6 de mayo al 1 de junio.

También podrá verse sobre el escenario la obra ‘Norma Jeane Baker of Troy’, de la poeta canadiense Anne Carson, protagonizado por Reneé Fleming y Ben Whishaw.

A estos eventos, y a los que ofrecerá en el futuro, tendrán acceso gran parte de los neoyorquinos, y no sólo los de gran poder adquisitivo como suele suceder en la ciudad de los rascacielos, con una porción de sus entradas que se podrán adquirir por 10 dólares, según la organización.

La organización reservará un 10% de entradas a 10 dólares para facilitar el acceso a los ciudadanos de menor poder adquisitivo y ofrecerá cursos de danza gratuitos y salas para ensayos

También ofrecerá un programa cívico con cursos de danza gratuitos para estudiantes y un espacio de estudio para ensayos, entre otras iniciativas con las que quiere convertirse en parte activa de la ciudad.

Un total de 15 rascacielos integran el proyecto. Foto Justin Lane EFE
Un total de 15 rascacielos integran el proyecto de Hudson Yards. Foto Justin Lane | EFE.

La culminación de Hudson Yards

The Shed es el último de los edificios que se han inaugurado que forman parte del colosal proyecto inmobiliario de Hudson Yards, el nuevo barrio de la zona oeste de Manhattan en el que se levantan seis rascacielos, un colegio, un centro comercial de 90.000 m2 y varias hectáreas de zonas ajardinadas.