Portugal señala a Adif para resolver el misterio del tren de O Porriño

Bomberos y agentes ante el tren siniestrado en O Porriño (Pontevedra). EFE/Salvador Sas

Portugal señala a Adif para resolver el misterio del tren de O Porriño

El Gobierno luso carga la responsabilidad de la investigación sobre el gestor ferroviario español. El exceso de velocidad, principal hipótesis del accidente

Tras el accidente de tren de este viernes en O Porriño (Pontevedra), en el que perdieron la vida cuatro personas y medio centenar resultaron heridas, el Gobierno portugués no ha tardado en poner la pelota sobre el tejado de España. El ministro luso de Planeamento e das Infraestruturas, Pedro Marques, ha asegurado que "la responsabilidad de la investigación es española". No obstante, ofrece a las autoridades españolas toda su colaboración.

Según recoge el Diario de Noticias portugués, las declaraciones del ministro son rotundas en cuanto al propietario del convoy: "Es de Renfe", un aspecto que el responsable del operador ferroviario Comboios de Portugal, Manuel Queiróponía en cuestión horas después del accidente, señalando que el tren era "luso-español"

En cualquier caso, desde el país vecino atribuyen a Renfe y a Adif la responsabilidad de determinar las causas del siniestro. Una de las hipótesis que empieza a sonar con fuerza es la del exceso de velocidad, de la que ya hablan abiertamente medios del país vecino como Público Jornal de Noticias.

Ambos inciden en el hecho de que la zona se encontraba en obras --Adif es quien las lleva a cabo-- y que el maquinista, un vecino portugués que se encuentra entre los fallecidos, sabía que debía aminorar la marcha debido a que circulaba por una vía alternativa. 

La hipótesis del exceso de velocidad cobra cada vez más fuerza. La zona del siniestro se encontraba en obras 

Durante las últimas horas, en O Porriño han continuado los trabajos con los restos del tren siniestrado. Si en la madrugada se procedió a retirar la locomotora del convoy, este sábado al mediodía ya se había reestablecido el tráfico ferroviario en la línea afectada. Mientras, los investigadores continuan analizando el contenido de la caja negra, que podría tener la clave del siniestro.