En Semana Santa hay que llevar el bocadillo al tren

Las cafeterías del AVE y otros servicios estarán cerradas por huelga. / Foto: Matthew Black.

En Semana Santa hay que llevar el bocadillo al tren

Los bares de los trenes y otros servicios no funcionarán por una huelga durante la Semana Santa

EFE

Barcelona

09/04/2017 - 13:23h

Los trabajadores de Ferrovial que prestan servicios a bordo de los trenes y de logística de Renfe vuelven a la huelga en otro periodo, la Semana Santa, con paros convocados entre el martes 11 de abril y el sábado 15.

Los trabajadores de la empresa que se encarga de estos servicios extenderán su protesta con otros tres días más de huelga en el puente de mayo. Los trenes de alta velocidad y larga distancia de Renfe también circularán sin prestaciones a bordo entre el 1 y 5 del próximo mes, ha informado la CGT.

El pasado 25 de febrero y durante una semana los trenes más rápidos ya circularon por la red ferroviaria sin tripulación en los servicios de restauración, de distribución de prensa y revistas, de entretenimiento, cafetería y megafonía que presta Ferrovial Servicios desde finales de 2013 para Renfe.

La huelga tuvo un seguimiento masivo, aunque no sirvió para que trabajadores y empresa sellarán la paz. El sindicato considera que la oferta presentada por Ferrovial Servicios en la mesa negociadora "sigue siendo insuficiente" y no recoge las demandas consensuadas por los trabajadores en las asambleas.

Según CGT, las subidas planteadas son "muy escasas" y no garantizan el poder adquisitivo de la plantilla. El sindicato subraya que la oferta económica de Ferrovial Servicios parte del "inmenso ahorro" que, en su opinión, ha conseguido la empresa a través de un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) de 452 trabajadores.

Los sindicatos y la ferroviaria no se ponen de acuerdo

Fuentes de la empresa han destacado que Ferrovial Servicios ha presentado más de doscientas propuestas durante más de un año de negociación y todas ellas han sido rechazadas por los sindicatos. Estas fuentes han explicado que a un 30 % de la plantilla no se le puede asignar la jornada completa en todos los trayectos que realizan porque en ocasiones su duración es inferior.

Por ello, estos empleados trabajan 204 días al año, frente a los 224 días recogidos en el convenio. Los trabajadores reclaman una subida del salario "proporcional al volumen de trabajo" y mejoras en las condiciones laborales.

Fuentes de Ferrovial han recordado que la subida pedida por este colectivo se produjo tres días después de la firma de un convenio de tres años para los trabajadores de tierra que contemplaba una subida del 4,5 %.