Uber y Airbnb, contra Trump

El presidente de EE.UU., Donald J. Trump, durante un foro con varios líderes empresariales en  la Casa Blanca, el 3 de febrero de 2017. EFE/Michael Reynolds

Uber y Airbnb, contra Trump

La compañía de transportes cambia de bando. Ambas, junto a otras 95 compañías, firman un manifiesto contra el nuevo presidente estadounidense

Cerodosbé .

BARCELONA

06/02/2017 - 16:45h

El sector tecnológico estadounidense es el único actor económico que alza la voz contra las políticas migratorias de Donald Trump. Con plantillas plagadas de inmigrantes de primera, segunda o tercera generación, y un negocio indudablemente global, los ataques a los musulmanes que viven en los Estados Unidos (EEUU) han tocado la fibra de estas compañías. 

Después de días de rumores sobre las posibles acciones en marcha, Airbnb y Uber, junto a otros gigantes tecnológicos estadounidenses como Apple, Facebook o Google, firmaron este domingo un documento legal contra el veto migratorio impulsado por Trump, según adelantó Bloomberg. Este texto, que pone en valor la importancia de la población inmigrante en la economía y sociedad estadounidense, acompaña la demanda interpuesta por los estados de Washington y Minnesota y se ha dirigido a la corte de apelaciones.  Este viernes, a última hora, un juez estimó la demanda de ambos fiscales y suspendió el veto migratorio. La administración Trump trató sin éxito durante el fin de semana de reactivar la orden ejecutiva.

"Los inmigrantes están detrás de los grandes descubrimientos del país y crearon algunas de las compañías más innovadoras e icónicas", señala el documento. "América sabe desde hace tiempo de la importancia de protegerse contra aquellos que traten de hacernos daño. Pero lo ha hecho manteniendo el compromiso fundamental de recibir inmigrantes; a través de comprobaciones sobre su pasado y otros controles sobre la gente que quiere entrar en el país", continúa el texto. 

Además de las mencionadas compañías tecnológicas, la lista de firmantes incluye otras grandes marcas como la cadena de moda Levi Strauss.

Un caso de especial relevancia es el de Uber y su consejero delegado, Travis Kalanick. El directivo decidió la semana pasada abandonar el consejo asesor de negocios creado por Trump. Su participación en el mismo levantó numerosas críticas en las redes sociales, donde incluso se gestó un amago de veto a los servicios ofrecidos por la tecnológica. 

Tras la polvoreda levantada, Kalanick comunicó a través de un correo-e interno a sus empleados la renuncia. Este consejo asesor lo integran hasta 12 ejecutivos de grandes compañías de EEUU. 

Airbnb, por su parte, se ha mostrado desde un comienzo como una de las compañías con un discurso más duro contras las decisiones del nuevo inquilino de la Casa Blanca. Esta postura se hizo evidente este domingo durante la celebración de la Super Bowl. En el descanso del partido, los millones de telespectadores que siguen cada año este espectáculo deportivo de masas contemplaron el estreno de la nueva campaña de Airbnb, bautizada con el elocuente nombre de #weaccept