Camino de Magarín propone una explosión de sensaciones

Camino de Magarín propone una combinación de sensaciones frescas y frutales. / Ilustraciones: Jordi Català.

Camino de Magarín propone una explosión de sensaciones

Camino de Magarín es un Rueda equilibrado y con un toque sofisticado, ideal para aperitivos y comidas marineras

Jordi Català

Jordi Català Infographics

30/06/2017 - 19:51h

Cerodosbé para Bodegas Torres

Todo gran vino tiene cientos de momentos y excusas para disfrutarlo, pero cuando se trata de un Rueda excepcional, como es Camino de Magarín, es la liberación total.

Aquí se percibe una combinación de sensaciones frescas, frutales y florales, con recuerdos a piña y a cítrico dulce, y un cuerpo aromático que anuncia un paso sedoso y rico. Este blanco es sofisticado, exhuberante, clásico e innovador, que mezcla la juventud y madurez sin prejuicios, con uvas de cepas jóvenes y antiguas, que le regalan una equilibrada complejidad. 

Los rayos solares se transforman en reflejos dorados cuando la copa se coloca al trasluz. Hay que darle un punto de frescor para entender su riqueza sensorial. Y al probarlo se encuentra un punto amargo, equilibrado, tranquilo. Es un blanco ideal para aperitivos y comidas marineras, pero también para el resto del día, da igual si es mañana o tarde.

Camino de Magarín 2

Camino Magarín 1