A Coruña y Vigo, a la greña por los turistas británicos que vienen en crucero 

A Coruña y Vigo, a la greña por los turistas británicos que vienen en crucero 

Ambas Autoridades Portuarias participan esta semana en una conferencia de industrias del sector en Londres. Ninguna quiere dejar escapar al principal emisor de turismo de cruceros para las ciudades

C. Díaz Pardo

23/04/2012 - 20:37h

Crucero en A Coruña
El Reino Unido se ha convertido en los últimos años en una fuente de ingresos para los puertos gallegos. La mayoría de los cruceros que hacen escala en la comunidad proceden de Inglaterra. De ahí, que las autoridades portuarias se afanen en agradar a este mercado. Representantes de los puertos de A Coruña y de Vigo acuden esta semana a un encuentro con industrias del sector en Greenwich, en la que esperan captar el tráfico de cruceros. Cada puerto juega con sus bazas: Vigo con sus capacidades y A Coruña con la menor distancia que le separa de a las islas británicas.

El objetivo de los vigueses será vender a las compañías de cruceros las nuevas instalaciones como la Terminal del Comercio o la obra actual de ampliación de su línea de atraque. Tienen claro que deben mantener la hegemonía en Galicia.

“El mercado inglés es el primer emisor para el puerto de Vigo por lo que es fundamental trabajarlo para que sus cruceros paren en nuestras ciudades”, explica Ramiro Cobo, el director de Pérez & Cía, la principal consignataria de cruceros del Puerto de Vigo.

Las bazas de A Coruña


En esa lucha por el mercado británico, el Puerto de A Coruña es consciente de la ventaja del olívico, pero subraya sus virtudes. “Con respecto al resto de puertos gallegos, A Coruña tiene una desventaja derivada de la anterior legislatura, en la que el presidente del Puerto no creía en los cruceros. El de Vigo sí, y por eso nos adelantó y está primero en la comunidad gallega. Eso sí, espero que el año que viene el puerto de A Coruña consiga más escalas que el de Vigo. Las compañías ya han pasado muchas veces por su puerto por lo que hay que convencerlas de que vengan a A Coruña”, ha explicado Luis del Moral, director de la concesionaria de la Estación Marítima de A Coruña en una reciente entrevista para este digital.

Los coruñeses no sólo quieren explotar el factor de la novedad, si no que apelan al ahorro de combustible. “Siempre entre comillas podemos decir que la crisis nos está ayudando, ya que, precisamente, los barcos intentan gastar menos combustible. Si tengo que ir de un punto A a otro B intentaré hacer una escala cercana para no tener que ir rápido y así no gastar mucho combustible. Por ejemplo, si tengo que ir desde Southampton a Vigo tengo que ir más rápido y gastar más combustible que si voy hasta A Coruña. Eso es también algo que nos puede ayudar a tener más escalas que Vigo el año que viene”, comenta Del Moral.

Vigo logra repeticiones

Conscientes de que el tráfico británico es muy deseado, desde Vigo se apuntan a las cifras. “A lo mejor unos años es un puerto el que recibe más tráfico y luego otro --razona Cobo--, es algo transitorio ya que todos buscan la alternativa. Pero más allá de otras circunstancias lo importante son los servicios que se ofrecen. El crucero que para en Vigo repite parada entre el 67% y el 68% de las veces”.

El pasado año, Vigo sobrepasó la cifra de los 250.000 cruceristas, mientras que A Coruña espera llegar a los 150.000 el próximo año.

Un tercero en discordia

La búsqueda del turista británico no es sólo tarea de los dos grandes puertos gallegos. Aunque con un volumen de tráfico menor, la Autoridad Portuaria de Ferrol también es consciente del bocado que representa el mercado británico. A finales del pasado año llegó a un acuerdo con la naviera británica Saga por la que consiguió 12 atraques de cruceros para este 2012.