Aena busca a los dueños de ocho aviones abandonados hace años en Barajas

Aena busca a los dueños de ocho aviones abandonados hace años en Barajas

El aeropuerto da un ultimátum a los propietarios de las aeronaves plantadas en su recinto

REDACCIÓN

03/01/2012 - 14:41h

Avión abandonado en Madrid-Barajas
El director del aeropuerto Madrid-Barajas, Miguel Ángel Oleaga, ha hecho público en el Boletín Oficial del Estado (BOE) el tercer y último aviso sobre el hallazgo de ocho aeronaves abandonadas en el recinto aeroportuario, algunas desde el año 1991. Son naves dejadas en su día por problemas económicos de sus empresas, o que están allí por orden judicial.

En concreto, Oleaga ha precisado que se trata de los aviones con las matrículas EC-EXQ, 28/12/1993; EC-EXS, 6/5/1991; EC-GYL, 15/2/2002; ECEVJ, 6/6/1995; N-19BX, 22/6/2005; N-19TZ, 20/5/2005; N-19FF, 12/3/2005, y ECGBI, 1/10/2005, correspondientes a modelos de tamaño medio y principalmente dedicados al transporte de carga.

Si los aparatos no se reclaman en un año desde el último aviso, se estimará la presunción legal de abandono y, por tanto, Aena, dependiendo del estado del avión podrá cederlo a otras compañías, reutilizarlo para pruebas y simulacros o, en el peor de los casos, desecharlos parcial o completamente.

Trasladar un avión que no puede volar

Según han explicado fuentes del aeródromo madrileño, "es difícil encontrar al dueño de la aeronave", ya que en ocasiones no coincide con el operador ni con la compañía, o puede ocurrir que el propietario sea extranjero y desconozca la existencia del propio vehículo.

Este problema de encontrar al legítimo dueño se explica también porque "en muchas ocasiones" la deuda que acarrea el uso del espacio aéreo durante tantos años consecutivos suele ser mayor al precio del propio avión en desuso.

En la anterior convocatoria del BOE, uno de los aviones sí se cedió a una institución aeronáutica catalana, aunque aún está pendiente de traslado. "No es fácil llevar un avión a Barcelona si éste no puede volar", han subrayado las mismas fuentes.