Las aerolíneas llenan (aún más) sus bolsillos con los extras

Si la maleta es más grande, Spirit la obliga a facturar...por 40 dólares más.

Las aerolíneas llenan (aún más) sus bolsillos con los extras

Las diez aerolíneas que más recaudan con los ingresos adicionales embolsan 30.000 millones de dólares el año pasado.

Elegir asiento, facturar otra maleta, comprar bebidas a bordo, cambiar la fecha del vuelo…Estos y otros servicios adicionales representan una fuente de facturación cada vez más importante para las aerolíneas, al punto que los ingresos extras se multiplicaron por 14 en la última década.

Las diez aerolíneas que más recaudan con los rubros adicionales embolsaron 30.000 millones de dólares (25.800 millones de euros) el año pasado, cuando en el 2007 ‘apenas’ habían recaudado 2.100 millones por este concepto.

Las cinco que más recaudan

Según un análisis de Car Trawler e Idea Works Company, las cinco aerolíneas que más facturaron con los extras fueron United Airlines (5,74 millones de dólares), Delta (5,39 millones), American Airlines (5,27 millones), Southwest (3,08 millones) y Ryanair (2,30 millones).

Le siguen Air France-KLM (1,97 millones), Grupo Lufthansa (1,94 millones), Alaska Air Group (1,33 millones), Air Canada (1,33 millones) y Easyjet (1,28 millones).

Los extras ganan cada vez más lugar

Si se analiza cuán importante son estos ingresos en la facturación total, se revela que las low cost son las que más aprovechan los extras. La que lidera este ranking es Spirit, donde los servicios adicionales (como los precios dinámicos de asientos y los pagos por equipaje) representaron el 46,6% de sus ingresos.

En algunas low cost como Spirit, Viva Aero Bus, Frontier o Wizz Air los ingresos extras representan más del 40% de su facturación global.

Le siguen la mexicana Viva Aero Bus (43,6% de su facturación fue por extras), Frontier (42,4%, donde los ingresos por facturar equipaje crecieron el 50%), Wizz Air (41,6%, que implementó el servicio Wizz Priority para asegurar espacio del equipaje de mano), Allegiant (39,8%) y la española Volotea (34,2%, que sacaron un buen resultado de sus servicios a la carta).

Ryanair, con el 28,2% de los ingresos proveniente de los extras, aprovechó a fondo su nueva política de asignación de asientos y el cambio de tiempo disponible para realizar el check-in. En tanto Wow Air (28,5%) logró un buen impulso a su facturación con la nueva clase Wow Premium, con asientos más grandes.

Las aerolíneas diversifican sus servicios

Según precisó Michael Cunningham, vicepresidente de distribución de Car Trawler, la importancia de los ingresos adicionales es cada vez mayor, al punto que “se han convertido en un concepto clave en los resultados anuales de las aerolíneas”.

Cada vez más pasajeros, detalló, agradecen la flexibilidad de tarifas para acomodar sus presupuestos; y hay compañías que con tal de aumentar la facturación diversifican sus servicios hasta las reservas de hoteles, coches o excursiones.