Airbus se ajusta el cinturón para cumplir con las entregas del A220

El A220-300 de Airbus refuerza la competencia por los aviones de hasta 150 plazas.

Airbus se ajusta el cinturón para cumplir con las entregas del A220

El aluvión de pedidos del A220 lleva a Airbus a reducir los costes de producción y reorganizar la cadena de montaje en Norteamérica

Airbus rescató al programa de los aviones C-Series de Bombardier de los números rojos y multiplicó los pedidos en el año en que tomó el mando de la sociedad. Pero para poder llegar a tiempo con los clientes está obligado a rebajar los costes de fabricación mientras reconvierte los esquemas de producción en las plantas de Norteamérica.

Desde que Airbus compró la mayoría de la sociedad fabricante del C-Series, reconvertido en el A220, recibió 480 pedidos de este avión de pasillo único, con una capacidad de 116 a 139 plazas. Fue una luz de esperanza tras años de escasos pedidos para el grupo canadiense.

Airbus pisa el freno

Airbus quiere evitar que se forme un cuello de botella, y en vez de acelerar los tiempos de las cadenas de montaje prefiere pisar el freno, reorganizar la producción, y estar preparado para cumplir con las entregas a gran escala.

Airbus reorganiza la cadena de producción del Airbus 220 para poder cumplir con la inédita demanda de este avión de pasillo único

El objetivo de llegar a las 14 unidades mensuales recién se podrá alcanzar a mediados de la próxima década. Para lograrlo Airbus invertirá 26 millones de euros para ampliar la planta de Mirabel (Quebec), que podrá fabricar 10 aeronaves al mes; y construirá una fábrica en Mobile (Alabama), que podría ensamblar cuatro aviones más cada 30 días.

Reducir los costes

Según precisó Philippe Balduchi, presidente del programa A220 a Reuters, la otra cara de la moneda es lograr una reducción en los costes de fabricación “de hasta doble dígito porcentual”.

Para ello Airbus presiona a proveedores como United Technologies a que también reduzcan los precios de sus componentes, como los motores Pratt & Whitney.

El mayor riesgo para el A220

El ejecutivo precisó que si ahora la sociedad Airbus-Bombardier avanzan con lentitud se debe a que en el salto a la producción en gran escala “es donde reside el mayor riesgo”.

Para ello están recapacitando a los técnicos y mecánicos de la planta de Mirabel en los nuevos esquemas de producción y eliminando el trabajo que no entra en la secuencia de montaje.

Airbus aspira a llegar a las 14 unidades mensuales del A220 en los próximos cinco o siete años

Este freno sirve también para reorganizar la fabricación entre la actual planta canadiense y la de Alabama, que todavía está en la fase de proyecto.

Evitar las crisis comerciales

Airbus tiene el desafío de mantener el listón de ventas sin caer en los problemas de dumping que enfrentó a Bombardier con Boeing años atrás: el fabricante estadounidense acusó al canadiense de entregar 125 aviones a Delta a un precio menor al del mercado.

Los A220-100 y A220-300 tienen un rango de hasta 6.000 kilómetros. Según Airbus, este tipo de aviones de pasillo único serán las estrellas del mercado en las próximas dos décadas, concentrando el 76% de los futuros pedidos.