Boeing admite nuevos retrasos con el B777X (y Lufthansa se desespera)

Para ver a los B777X en el aire habrá que esperar hasta inicios de 2021...si hay suerte. Foto: Boeing.

Boeing admite nuevos retrasos con el B777X (y Lufthansa se desespera)

Los problemas con el lanzamiento del B777X retrasan la presentación de la nueva clase business de Lufthansa y Cathay Pacific

Juan Pedro Chuet-Missé

Barcelona

24/10/2019 - 11:02h

Boeing reconoció que el B777X no será entregado a las aerolíneas hasta el 2021, lo que perjudicará los planes de varias compañías como Lufthansa de presentar en sociedad sus nuevas clases business.

En la presentación de resultados trimestrales, donde la compañía informó que recortó sus beneficios un 95%, Boeing anunció que los primeros vuelos de prueba se realizarán en los primeros meses de 2020, pero que recién al año siguiente entregará el avión a las aerolíneas que lo han comprado.

Retraso tras retraso

El B777X será el bimotor más largo del mundo. Se presentará en dos versiones: el -8, con una capacidad de 350 a 375 pasajeros y una autonomía de 16.110 kilómetros; y el -9, que llegará a los 14.075 kilómetros pero podrá transportar entre 400 y 425 viajeros.

Las ocho compañías que compraron el B777X recién podrán recibirlo en el 2021

Boeing soñaba con presentar el avión en febrero, pero la caída del segundo B737 MAX en Etiopía canceló el plan. El ambiente no estaba para festejos, y Boeing se contentó con un acto privado entre los empleados.

[Para leer más: Boeing presenta en soledad el avión de pasajeros más largo del mundo]

Luego proyectó que vuele durante la feria aeronáutica Paris Air Show, pero los problemas con los motores General Electric cancelaron el plan.

El último escollo en el camino del B777X fue en septiembre, cuando explotó una de las puertas del avión durante unas pruebas de carga.

b777x interior lufthansa 16 643x397
Así se verá la nueva clase business de Lufthansa. Foto: Lufthansa.

La frustración de Lufthansa

Boeing había firmado 315 órdenes de compra con ocho aerolíneas, de las que casi la mitad (150) corresponden a Emirates.

Lufthansa, con 20 unidades, aspira a ser la aerolínea que vuele el primer B777X. La aerolínea germana preparaba la ocasión con el lanzamiento de una nueva clase business, pero los retrasos de Boeing comprometen sus planes.

En la nueva clase busines de Lufthansa todos los asientos tendrán salida directa al pasillo

La renovada clase ejecutiva tendrá una disposición de asientos 1-2-1, e incluso en las primeras filas será 1-1-1, lo que garantiza una salida directa al pasillo a todos los pasajeros.

La idea de Lufthansa es que la flamante categoría tenga un nivel de servicio tan exclusiva que justifique que no haya primera clase en estos aviones.

También Cathay Pacific pensaba en exhibir su nueva clase business en los nuevos B777X. E incluso soñaba con que los B777-9 cuenten con una primera clase totalmente renovada.

Boeing está preparando cuatro B777X para iniciar los vuelos de prueba en junio. Foto: Boeing.
El B777-9 no volará hasta el 2021. Foto: Boeing.

Emirates también está nervioso

Los retrasos también ponen nerviosos a los ejecutivos de Emirates. Su consejero delegado se anticipó hace unos días al anuncio oficial de Boeing y dijo que no esperaba recibir a las nuevas aeronaves antes del segundo trimestre de 2021.

[Para leer más: Los retrasos del B777X fastidian a Emirates y Qatar Airways]

Hace un mes se especulaba que Emirates podría reducir o incluso rechazar su gigantesca orden de compra del B777X, o canjear parte del pedido por el B787. La aerolínea de Oriente Medio tiene planes de adquirir 40 unidades del Dreamliner.

Qantas espera respuestas

Los retrasos de Boeing conspiran para que Airbus le tome la delantera en la carrera por desarrollar el avión que pueda realizar el vuelo más largo del mundo.

Para el Proyecto Amanecer de Qantas, de volar 21 horas sin parar, Boeing pensaba ofrecer al B777-8; pero Airbus analiza modificar ligeramente el A350-1000 para que pueda ser el nuevo avión de los récords. En pocos meses los directivos de la aerolínea australiana tendrán que tomar una decisión.