Budapest declara la guerra a la contaminación acústica de los aviones

La prohibición afectará a varias conexiones con España. Foto Danilo Bueno | Pixabay.

Budapest declara la guerra a la contaminación acústica de los aviones

La ciudad prohibirá salidas y llegadas de aviones entre medianoche y las 05:00 horas en una medida que afecta a diez conexiones con España

EFE

Madrid

23/04/2019 - 17:22h

El aeropuerto internacional de Budapest prohibirá a partir del próximo mes de agosto el aterrizaje y despegue de aviones entre la medianoche y las cinco de la madrugada, lo que afectará a diez vuelos provenientes de España.

Según informó este martes el portal index.hu, la prohibición es parte de un acuerdo firmado por el Gobierno húngaro y el Ayuntamiento de la capital del país para reducir la contaminación acústica durante las horas de descanso en las zonas habitadas cercanas al aeropuerto.

La prohibición de los vuelos en las horas centrales de la noche entrará en vigor a partir del próximo verano

[Para leer más: Cinco razones por las que enamorarse del barrio judío de Budapest]

En vigor el próximo verano

"Desde agosto funcionará con seguridad la prohibición", declaró el alcalde de Budapest, István Tarós.

Por su parte, el ministro de Innovación y Tecnología, László Palkovics, señaló que se prevén sanciones para las compañías que no respeten la nueva limitación.

La prohibición afectará al aterrizaje de tres vuelos semanales provenientes de Madrid, otros tres de Barcelona y cuatro de Málaga 

Actualmente, en el aeropuerto de Budapest hay previstos tres despegues y otros tantos aterrizajes en las primeras cinco horas del día, pero en la práctica la frecuencia suele ser mayor debido a los atrasos de vuelos.

[Para leer más: Volé (y sobreviví) al vuelo más largo del mundo]

Vuelos procedentes de España

La prohibición afectará al aterrizaje de tres vuelos semanales provenientes de Madrid (lunes, viernes y domingos), otros tres de Barcelona (martes, jueves y sábados) y cuatro de Málaga (martes, miércoles, jueves y sábados).

De esas conexiones, las Budapest-Málaga de los miércoles y los sábados son operadas por la compañía irlandesa de bajo coste Ryanair, mientras que el resto son vuelos de la húngara Wizzair.