China cuelga el cartel de ‘se vende’ a sus aerolíneas

Air China es una de las tres grandes aerolíneas estatales que podrán recibir inversiones privadas. |EFE

China cuelga el cartel de ‘se vende’ a sus aerolíneas

El gobierno chino permitirá que los inversores privados compren participaciones en aerolíneas y aeropuertos, pero sin llegar a la mayoría del capital accionario

El gobierno chino abre la puerta a la llegada de inversiones privadas a sus aerolíneas, tras una normativa que autoriza privatizar más del 50% del capital de las grandes compañías aéreas estatales.

La nueva regulación permite que más de la mitad del capital de Air China, China Eastern y China Southern (las tres más importantes del país), tengan inversores privados en su capital, siempre que el Estado siga como dueño del paquete accionarial más grande.

Los límites a la participación privada

Las empresas privadas podrán poseer cada una hasta un 5% del capital de las aerolíneas públicas chinas -las tres estatales y otras de menor tamaño que operan en el país-, anunció el ministerio, que explicó que el objetivo de esta reforma es "liberalizar más las restricciones de la industria.

Esta apertura forma parte de las reformas del gobierno de Xi Jinping, que busca reformar las empresas de propiedad estatal para desarrollar un modelo de propiedad mixto.

El gobierno chino también contempla aumentar el número de aeropuertos en los que puede entrar capital privado, desde los que están ubicados en capitales de provincias y en otras nueve ciudades importantes del país a todos los centros aeroportuarios internacionales y regionales que forman parte del plan de desarrollo ministerial.