Cómo Aena concretará su negocio inmobiliario sin poner un euro

Jaime García-Legaz, presidente de Aena.

Cómo Aena concretará su negocio inmobiliario sin poner un euro

El presidente de Aena detalla cómo será el plan de negocio del aeropuerto de Barcelona para que el gestor aeroportuario no tenga que aportar dinero

El plan de desarrollo urbanístico de Aena en Barcelona-El Prat implicará una inversión global de 1.264 millones de euros, pero la aportación de fondos correrá por cuenta de empresas privadas. El gestor aeroportuario, detalló su presidente Jaime García-Legaz, “no tendría que poner dinero” en el proyecto.

La clave está en crear sociedades con emprendedores privados, en donde Aena “aporte los suelos y las compañías pongan el dinero para construir las instalaciones, y que luego se haga una explotación conjunta”, detalló García-Legaz en un encuentro en el Círculo Ecuestre de Barcelona.

Falta definir el porcentaje de las participaciones

García-Legaz ha señalado que aún no se han fijado los porcentajes de participación público-privada en estas empresas ya que, entre otros factores, dependerá del uso que se dé a los activos que salgan a concurso.

Los primeros concursos del plan inmobiliario se lanzarán entre octubre y diciembre de este año, indicó el directivo, y precisó que cada tipo de suelo tendrá un concurso separado.

Antes de que se hagan públicos las licitaciones para la explotación de los activos, Aena tiene previsto sacar a finales de mayo los concursos de asesoría destinados a conocer la propuesta jurídica más adecuada para el desarrollo del negocio inmobiliario.

Interés de empresas

El directivo no dio nombres de empresas interesadas, pero adelantó que se detectó “mucho interés” por el suelo del aeropuerto barcelonés para ubicar instalaciones vinculadas al transporte aéreo, la logística y al comercio electrónico.

1,8 millones de hectáreas para urbanizar

El proyecto prevé comercializar un total de 1,8 millones de metros cuadrados en terrenos que rodean al aeropuerto de El Prat, plan que tiene un plazo de 20 años.

En tanto, en Madrid-Barajas también hay un plan de urbanización paralelo, por 3.000 millones de euros, y se descuenta que Aena operará bajo el mismo esquema de negocio que en El Prat.