Delta se suma a Easyjet y Air France para apoderarse de Alitalia

El futuro de Alitalia se dirime a tres bandas.

Delta se suma a Easyjet y Air France para apoderarse de Alitalia

Las tres aerolíneas unen fuerzas para quedarse con los activos de Alitalia y frenar los planes de Lufthansa y Ryanair

Delta irrumpe en la negociación a tres bandas que el gobierno italiano mantiene para evitar la quiebra de Alitalia. Ryanair y Lufthansa conservan el interés por comprar los activos de la aerolínea italiana; pero la empresa norteamericana se une al polo creado entre Easyjet y Air France, lo que les fortalece frente a los otros competidores.

Alitalia está intervenida por el gobierno de Paolo Gentiloni desde mayo de 2017 por su situación de insolvencia. Como aves rapaces, inmediatamente Easyjet, Ryanair y Lufthansa revolotearon interesadas en quedarse con la aerolínea y sus valiosas rutas, porque sería la llave de entrada a uno de los principales mercados de Europa.

La tríada entre Delta, Air France y Easyjet se plantea como una alianza donde “todos ganan”. Según Corriere della Sera, Delta está interesada en poner un pie en Italia por el creciente flujo de turistas que llegan desde Estados Unidos al país, mercado que le ha aportado 3.000 millones de euros en el último año.

La alianza entre Delta, Air France y Easyjet sería una unión donde “todos ganan”

Para Air France, la ventaja estaría en que no quedaría relegado a un papel marginal en la concentración del mercado europeo, donde Ryanair y el grupo Lufthansa luchan a brazo partido por ser el principal operador del continente, mientras IAG gana espacios con su fórmula de negocio entre aerolíneas tradicionales y low cost.

En cuanto a Easyjet, esta alianza es un balón de oxígeno en su estrategia de fortalecerse en el sur de Europa, tras crecer en Alemania desde Berlín Tegel, tradicional base de la extinta Air Berlin. La aerolínea británica había tenido el respaldo del fondo Cerberus, que proponía inyectar 400 millones de euros en Alitalia, pero su entusiasmo se ha reducido en las últimas semanas.

A la espera de las elecciones

Con la llegada de Air France y Delta, Easyjet puede expandirse en Italia y tener alianzas sólidas para operar vuelos de larga distancia, y sin necesidad de emprender grandes inversiones.

La entente de estas tres aerolíneas esperarán al 4 de marzo para elevar una propuesta económica por Alitalia, una vez hayan pasado las elecciones nacionales en el país. Pero además del dinero el gobierno de Gentiloni también quiere conocer cuál será la política respecto a la estabilidad laboral de los empleados.

Ya Lufthansa había adelantado que estaba dispuesto a ofrecer 300 millones por la aerolínea italiana, a mantener al menos a 6.000 de los 8.000 trabajadores, propuesta que a los interventores no termina de convencer.