El parlamento británico desatasca el mayor negocio de Ferrovial

El aeropuerto de Heathrow gestionará 130 millones de pasajeros en las próximas décadas.

El parlamento británico desatasca el mayor negocio de Ferrovial

El aeropuerto de Heathrow tendrá una tercera pista. Ferrovial cuenta con el 25% de la sociedad gestora del aeropuerto

Heathrow, el mayor aeropuerto de Europa, crecerá desde los 78 millones de pasajeros a los 130 millones. La llave para expandir su futuro es la construcción de una tercera pista, iniciativa que fue aprobada por el parlamento británico.

En el proyecto participará la española Ferrovial, y tendrá una inversión de 16.000 millones de euros. Las obras comenzarán en 2021.

Negocio para Ferrovial

Ferrovial controla el 25 % del operador privado Heathrow Airport Holdings Limited (HAH), que gestiona el aeródromo y en el que también participan el fondo soberano catarí Qatar Investment Authority (20 %), el inversor institucional canadiense CPDQ (12,62 %) y el fondo de Singapur GIC (11,20 %), entre otros.

Con la expansión aumentará su capacidad operativa desde 475.000 vuelos al año hasta 740.000, entre llegadas y salidas, según los datos del operador aeroportuario. IAG podría captar un 25% de estos nuevos slots, pero también reforzaría la presencia de sus competidores como Lufthansa y Norwegian.

Con la tercer pista, Heathrow puede gestionar hasta 130 millones de pasajeros en las próximas décadas

El grupo HAH estima además que la tercera pista puede crear a largo plazo hasta 180.000 puestos de trabajo en el Reino Unido y representará un beneficio económico de 213.000 millones de euros hasta el 2050.

Temor por el aumento de tasas

Algunas compañías aéreas como IAG han expresado temor a que la ampliación del aeropuerto lleve a un incremento de las tasas, a fin de contribuir a los costes del proyecto, y han pedido que se establezca un límite a esas eventuales subidas.

El consorcio gestor de Heathrow calmó a las aerolíneas al anunciar que las inversiones se pueden realizar sin alterar las tasas, y que los gastos se podrían compensar con ingresos extra aeroportuarios.

Desde el 2006 HAH invirtió más de 12.500 millones de euros en este aeropuerto londinense, en infraestructuras como la Terminal 5 (con dos satélites) y la Terminal 2, entre otras obras. Pero la rápida expansión del sector aéreo lleva a que Heathrow quede colapsado en los próximos años.

Voces a favor y contra

Los opositores a la controvertida ampliación han argumentado que incrementará la contaminación acústica en el oeste de Londres y tendrá consecuencias medioambientales negativas.

En tanto, sus defensores sostienen que impulsará a la economía británica a largo plazo y fomentará el empleo. Entre las compañía aéreas, sobre todo British Airways –que tiene a Heathrow como su principal base-, lo ven como una solución ante el inminente colapso de las infraestructuras aeroportuarias en el continente.

Uno de los principales críticos con la ampliación ha sido el ministro de Exteriores británico, el conservador Boris Johnson. Pero cuando se realizó el debate en el Parlamento estaba de viaje oficial en Afganistán.