El primer A380 de segunda mano echa a volar

El touroperador Thomas Cook será el primero en volar con el A380 de segunda mano.

El primer A380 de segunda mano echa a volar

Hi Fly inicia las operaciones de un A380 que estaba abandonado, lo que permite optimizar el alto costo de estos gigantescos Airbus

Juan Pedro Chuet-Missé

BARCELONA

23/07/2018 - 13:09h

La compañía Hi Fly está dando una segunda oportunidad a un A380 que estaba a punto de ser condenado al olvido. Esta empresa de leasing (alquiler) de aeronaves entregará uno de los dos aviones de este tipo que tiene reservados a una aerolínea, que comenzará a usarlo el 1 de agosto.

La identidad del cliente permanece en el anonimato, pero Paulo Mirpuri, consejero delegado de la compañía de alquiler, dijo que hay dos grandes candidatos en liza: una aerolínea europea que está interesado en tener su primer A380 para realizar vuelos en el Atlántico Norte, y una compañía de Oriente Medio que ya cuenta con varios aviones de este tipo de Airbus.

Un histórico entre los A380

Este A380 pertenece al primer lote de aviones que salieron de las factorías de Airbus en octubre de 2007. Singapore Airlines adquirió cinco de estas aeronaves, pero los pasó a retiro el año pasado cuando decidió renovar su flota.

Airbus esperaba que este gigante sea la gran esperanza para descomprimir el creciente aumento de pasajeros en los aeropuertos, tendencia que aceleró su ritmo en la última década. Pero las aerolíneas prefirieron comprar aviones de fuselaje ancho y dos motores en vez del coloso de cuatro turbinas, para poder reducir sus costes de combustible. Tampoco ayudó el precio de catálogo de 383 millones de euros de cada aeronave.

Poco interés de las aerolíneas

Emirates apostó fuerte por el A380, al punto de que uno de cada dos Airbus de este tipo que vuela en el mundo pertenece a su flota. Pero el poco interés del resto de las aerolíneas le augura un futuro incierto, al punto de que las fábricas del consorcio europeo tienen que ajustar su personal para acomodarse a la menor producción.

Las aerolíneas prefirieron apostar por aviones de pasillo doble y dos motores en vez del gigante A380 con cuatro turbinas

Este desdén de las aerolíneas es un problema para los actuales propietarios de los A380, que necesitarán alternativas comerciales cuando pretendan renovar su flota y amortizar el rendimiento de esos aviones.

Segunda oportunidad comercial

Por ello, las noticias de Hi Fly son celebradas dentro de Airbus, que ven que los A380 de segunda mano tienen una segunda oportunidad en el mercado aéreo.

Hi Fly puede alquilar su avión con tripulación y seguros para que comience a operar en un mes (alternativa que usan las aerolíneas cuando necesitan rápidamente una aeronave porque tiene a otras bajo mantenimiento), y los acuerdos pueden ser de hasta dos años (opción a la que recurren cuando esperan nuevas unidades para renovar su flota).

 

Hi Fly pintó su librea con un mensaje a favor de los corales en la feria de Farnborough.

“Creemos que el A380 merece tener una segunda oportunidad de vida. Si se espera que tenga 25 años de uso, recién ha pasado por un tercio de su vida útil”, dijo Mirpuri.

La compañía de leasing contempla dotar de más A380 su flota de aviones de doble pasillo. Inclusive baraja reformular estos modelos para que tenga una pequeña clase business y mucho más asientos en económica, lo que le permitiría transportar hasta 800 pasajeros, el doble que los 747-400 (pero con un coste operativo similar).

El triste destino de otros A380

Esta vuelta a los cielos es un destino más feliz que los dos A380 pertenecientes a Dr Peters Group, una empresa de alquiler alemana que no encuentra clientes para sus gigantescos Airbus –que pertenecen al lote de los cinco desterrados de Singapore Airlines-.

Esta compañía decidió desmantelar los aviones y vender sus motores y otros componentes para compensar la inversión realizada. Porque además del precio de alquiler, también tiene que sumar otros 34 millones para reacondicionar la cabina para las exigencias de los clientes, informó esta compañía.