Lufthansa se suma a la revolución de la clase económica

Los nuevos asientos de la clase económica de Lufthansa se podrán inclinar hasta los 20 grados. Fotos: Lufthansa.

Lufthansa se suma a la revolución de la clase económica

Lufthansa renueva la clase económica en sus nuevos A321neo, donde los pasajeros ganan en comodidad y servicios

Juan Pedro Chuet-Missé

Barcelona

27/05/2019 - 13:17h

Lufthansa quiere romper con la costumbre de las aerolíneas europeas de que tienen casi los mismos tipos de asientos en su clase económica. O sea, da lo mismo volar en Ryanair que en KLM, las diferencias son mínimas. Pero la compañía alemana busca cambiarlo con sus nuevos A321neo.

Lufthansa recibió al primero de los 39 A321neo que llegarán a su flota, que se usarán en sus rutas en Europa. La novedad viene de la mano de los nuevos asientos de la clase económica fabricados por la firma italiana Geven.

[Para leer más: Qatar Airways lanza la revolución de la clase turista]

“Gracias a la unión entre la experiencia del fabricante y nuestras exigencias como aerolínea hemos desarrollado un gran asiento que presenta los últimos avances técnicos y ergonómicos”, describe Paul Estoppey, director de Gestión de Cabina del grupo Lufthansa.

190521 A321 Neo Kabine 025
Los nuevos asientos se contruyen en una sola pieza de fibra de carbono.

Avances tecnológicos

Este asiento, conocido con el nombre comercial de Essenza, presenta la novedad de que el respaldo está construido en una sola pieza de fibra de carbono, por lo que no necesita de contar con protectores de plásticos adicionales. Es suficiente con añadir el acolchado interior y la cobertura.

Los asientos de la clase económica en Lufthansa pasan de reclinarse 12 grados a los 20 grados

En cuanto al cabezal superior, queda unido al respaldo por unas cintas de velcro, lo que agiliza el proceso de limpieza e inspección técnica.

Estos adelantos llevan a una reducción del peso de la cabina, lo que implica en un menor consumo de combustible en estas aeronaves y un menor índice de dióxido de carbono.

Más reclinación

Pero la gran novedad para los pasajeros es que los asientos se reclinan hasta los 20 grados, bastante más que los 12 grados de los de otras clases económicas de su flota.

190521 A321 Neo Kabine 011
Los asientos Essenza se encontarán en las clases económica de Lufthansa, Swiss y Austrian Airlines.

De esta manera, las plazas de la categoría más básica se acerca al nivel de confort que se ofrecen en la business, donde el ángulo de inclinación del respaldo llega a los 26 grados.

Más espacio para el pasajero

Además el respaldo es más delgado que el actual, lo que permite que los pasajeros tengan más espacio disponible en sus plazas

Otra novedad es que los asientos cuentan con conexiones a puertos USB del tipo A y C, para los móviles de carga rápida.

[Para leer más: Los asientos que quieren transformar (de verdad) la clase turista]

La mesa plegable incorpora una pequeña muesca para que sea más fácil colocar la tableta electrónica, y así los pasajeros pueden tener su propia elección de entretenimiento.

190521 A321 Neo Kabine 033
Una muesca en las mesas plegables permite colocar más fácilmente la tableta electrónica.

Extensión a otras aerolíneas

Este tipo de asientos también serán usados por las clases económicas de Swiss y Austrian Airlines, otras aerolíneas del grupo Lufthansa. La única diferencia entre ellas es que cada una mantendrán sus señas de identidad corporativa en el respaldo y el cabezal.

Los nuevos asientos se integrarán en las clases económicas de Swiss y Austrian Airlines

Así, estos nuevos asientos se integrarán en 150 aviones del grupo alemán.