Quiebra de Aigle Azur: una oportunidad de oro para crecer en Orly

Aeropuerto París Orly. Foto: Wikimedia.

Quiebra de Aigle Azur: una oportunidad de oro para crecer en Orly

¿Es la compra de aerolíneas quebradas la única forma para crecer en aeropuertos congestionados?

Mar Nuevo

Madrid

10/09/2019 - 13:26h

La aerolínea francesa, en suspensión de pagos, ha recibido ya 14 ofertas por diferentes partes de la compañía, incluidas las de las aerolíneas de bajo coste Easyjet y Vueling, interesadas en adquirir parte de sus activos que les permitan acceder a los derechos de despegue y aterrizaje (slots) que Aigle Azur tiene en el aeropuerto parisino de Orly.

Según datos de la a Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA), en los últimos 20 años, se han duplicado las conexiones de pares de ciudades dentro de Europa y entre Europa y el resto del mundo.

[Para leer más: España asume vuelos de otros países para evitar el colapso de Europa]

Solo en el viejo continente, se crearon al menos 2.000 nuevas rutas entre 2010 y 2017 lo que se traduce en un nivel de oferta y competencia sin precedentes en el transporte aéreo.

Los aeropuertos europeos están entre los más congestionados del mundo, en mucho casos operados al 100% de su capacidad

La otra cara de la moneda es la congestión en los aeropuertos. Según un estudio de Airports Council International (ACI), de la consultora ICF, Europa tiene más de la mitad de todos los aeropuertos con slots restringidos en todo el mundo.

Un hecho que supone, a juicio de la IATA, “una crisis de la capacidad de aviación de Europa”. El remedio, según este organismo, vendrá de la mano de la construcción de más infraestructura de navegación aérea y aeroportuaria. “Pero la capacidad no está al ritmo del crecimiento de la demanda”, sostiene.

Aeropuertos congestionados

Así, con aeropuertos congestionados y aerolíneas tradicionales y de bajo coste compitiendo por las mismas rutas, ¿cómo puede una compañía ampliar su oferta de destinos y frecuencias?

La respuesta, claro, pasa por los slots, los derechos de despegue y aterrizaje cada vez más codiciados. Por poner un ejemplo, en Londres-Heathrow, el aeródromo con más ocupación de Europa en 2018 -80,1 millones de pasajeros-, solo British Airways cuenta con más del 50% de la capacidad, su más valioso activo, según los expertos.

En este entorno, la quiebra de una aerolínea se convierte en una de las pocas fórmulas disponibles para adquirir slots, como pone de manifiesto el interés de hasta 14 compañías por comprar partes del negocio de la recientemente quebrada Aigle Azur.

Ninguna de las ofertas recibidas por Aigle Azur es por la totalidad del negocio sino de "activos aislados"

Cabe destacar, sin embargo, como afirma el experto Óscar Oliver, director general del Centre d'Estudis del Transport per a la Mediterrània Occidental, que los slots, al menos en Europa “no se pueden comprar y vender, sino que son asignados por organismos nacionales que se integran en la European Airport Coordinators Association” y que desarrollan su labor siguiendo los estándares de la IATA.

Este organismo, en el caso español, es Asociación Española para la Coordinación y Facilitación de Franjas Horarias, AECFA, mientras que en el caso francés es COHOR, que asume la planificación de vuelos y coordinación de slots en aeropuertos de París-Charles de Gaulle, París-Orly, Lyon y Niza-Costa Azul.

Los slots de Aigle Azur

Aigle Azur, en concurso de acreedores desde el pasado 2 de septiembre, ha recibido más de una decena de ofertas o muestras de interés, ninguna de ellas por la totalidad de su negocio, lo que indica por dónde va a el interés de las aerolíneas.

En un comunicado, la compañía francesa reconoció, sin dar detalles de las ofertas, que se trata “esencialmente” de manifestaciones de interés por “activos aislados”, aunque también hay “proyectos de compra más globales”.

Entre los interesados, Air France, Gérard Houa -uno de los actuales accionistas de Aigle Azur, con el 20 %-, el grupo Dubreuil, matriz de las compañías Air Caraïbes y French Bee, y la del fundador de Airlinair y antiguo dirigente de Air France Lionel Guérin.

La española Vueling había llegado a un acuerdo en agosto con Aigle Azur para quedarse con su negocio de líneas con Portugal

Otras muestras de interés, que no han dado lugar a ofertas firmes, han llegado de la británica Easyjet o la española Vueling.

En el caso de la española Vueling, consultada por Cerodosbé y que declinó concretar los términos de su interés, cabe destacar su acuerdo del pasado mes de agosto y previo al colapso, para quedarse con el negocio de líneas con Portugal de Aigle Azur.

Este acuerdo, sin embargo, quedó anulado con el concurso de acreedores.

Slots de aerolíneas quebradas

Para Vueling no sería una operación nueva. El pasado mes de enero la compañía adquirió por 4,5 millones de libras varios de los slots de la también quebrada Flybe en Gatwick, tras su adquisición a precio de saldo por Virgin.

De hecho, la operación de compra se valoró en 2,2 millones de libras, mientras que los slots se vendieron por más del doble de esa cantidad, según confirmó Travel Weekly.

Gatwick, el segundo aeropuerto de Londres, es otro uno de los más codiciados por las aerolíneas. Actualmente opera al 100% de su capacidad, por lo que no tiene slots disponibles. Cada vez que cae una aerolínea, como sucedió a Monarch hace dos años, las demás se lanzan a por sus derechos de despegue y aterrizaje.