Ryanair está a punto de vencer la resistencia de Sepla

Michael O´Leary lleva la competencia contra Lufthansa al centro de Europa.

Ryanair está a punto de vencer la resistencia de Sepla

Michael O’Leary afirmó que a finales de marzo se podría llegar a un acuerdo con el sindicato de pilotos

A finales de este mes se podría llegar a un acuerdo entre Ryanair y el Sindicato Español de Pilotos de Líneas Aéreas (SEPLA). La low cost mantiene negociaciones desde hace semanas con los pilotos en España a cuenta de su reconocimiento sindical y por una subida salarial.

El alza salarial del 20% que solicitaba Sepla parece estar cerca, luego del descontento mostrado por los pilotos españoles de la compañía que amenazaba con paralizar o ralentizar las operaciones.

“Estamos muy cerca de alcanzar un acuerdo de reconocimiento con el (sindicato) Sepla, que podría llegar a finales de marzo”, dijo Michael O´Leary, consejero delegado de Ryanair, en entrevista al diario Expansión.

Según O´Leary, el modelo ‘low cost’ de la aerolínea no peligra por el alza en el sueldo de los pilotos. “Los gastos de personal representan el 10 % de los costes totales, no es el fin de nuestro modelo de negocio”, añadió.

La aerolínea siempre mantenía negociaciones directas con sus empleados, pero esta vez se le pidió que se realizara a través de sindicatos.

En la misma entrevista, O’Leary aclaró que se destinará más recursos en el departamento de planificación y en pagar mejor a pilotos para que no estén al mismo nivel de los salarios que se pagan en Norwegian o Jet2. Según el consejero, Ryanair debe estar un 20% por encima de su competencia en relación con el pago a sus empleados.

La low cost ya ha logrado acuerdos con los sindicatos de Reino Unido e Italia. Nuestro país podría ser el siguiente en la lista. "Hace dos semanas que implementamos el aumento salarial, que contaba con el aval del 96% de los pilotos, y estamos muy cerca de alcanzar un acuerdo de reconocimiento con el Sepla", agregó O’Leary.

Vientos de huelga en casa

Ryanair cuenta con 87 bases operativas en Europa, de las cuales 13 funcionan en España. Otros avances se han dado con los sindicatos de Bélgica y Portugal, sin embargo Irlanda, el país que dio a luz a la low cost, se muestra más reacia en las negociaciones.

Se espera que los empleados irlandeses de la empresa vayan a la huelga en Semana Santa, y de no lograrse un fin a las negociaciones podrían interrumpir sus labores en verano. Sin embargo, la dirección de la aerolínea le resta importancia a las posibles huelgas.

"No creo que, en la medida en que los pilotos empiecen a recibir el alza salarial, haya un gran apoyo a los paros", señala O’Leary, “el siguiente paso será llegar a un acuerdo con los tripulantes de cabina” agrega.

El futuro cercano de Ryanair

Mientras se resuelven los pedidos de los empleados y se supera el coletazo de la crisis operativa que sufrió la aerolínea en 2017, Ryanair sigue en la idea de sumar aviones y crecer de forma orgánica. 

O'Leary  se muestra confiado en que continuará la consolidación de la industria en Europa, pero como otros directivos de la compañía, cree que la empresa tendrá cada vez menos competencia y que Norwegian será la próxima en desaparecer, siguiendo los pasos de  Air Berlin y Monarch

A corto plazo, lo que más preocupa al directivo es el Brexit, "nadie sabe cómo será y la presión aumentará a partir de septiembre, cuando haya que vender los vuelos del verano de 2019".