Amazon (también) te lleva a viajar al espacio

Jeff Bezos, el fundador de Amazon, se suma a la carrera por el turismo espacial

Amazon (también) te lleva a viajar al espacio

Blue Origin, la empresa de viajes espaciales de Jeff Bezos, comenzará a vender billetes para viajar al espacio en 2019. Aunque no se sabe cuándo volarán.

Juan Pedro Chuet-Missé

BARCELONA

27/06/2018 - 12:22h

Jeff Bezos no quiere perder el tren, o en todo caso el cohete, del turismo espacial. Blue Origin, la empresa comprada por el creador de Amazon, comenzará a vender billetes para viajar al espacio en 2019.

El anuncio fue hecho por el vicepresidente de Blue Origin, Rob Meyerson, pero no precisó dos informaciones claves: cuándo piensan realizarse los primeros vuelos para turistas espaciales, y cuál será el coste del billete.

Amazon (técnicamente, Blue Origin) se suma a la carrera por el turismo espacial que ya emprendieron Virgin Galactic y Space X, de Elon Musk (el fundador de Tesla).

Programa más modesto

Blue Origin cuenta con un plan menos pretencioso que su competidores. La idea no es llegar a la Luna (aunque Bezos dice que pretende colonizarla) o a una estación espacial, sino realizar un vuelo suborbital de unos cuatro minutos a unos 100 kilómetros de la capa terrestre.

El plan de la empresa de Jeff Bezos es llevar a los turistas a un vuelo suborbital de cuatro minutos

Para ello cuentan con el sistema New Shepard, que consiste en un cohete reutilizable y una cápsula de pasajeros, que pueden aterrizar verticalmente y por separado.

Todavía ningún humano probó este sistema: por ahora las pruebas de ensayo y error se limitan a colocar un maniquí. Pero los ocho despegues y aterrizajes se realizaron sin problemas.

 

Primero los empleados

En un par de años, si no hay contratiempos, los primeros tripulantes serán trabajadores de la compañía, y cuando la empresa confirme la seguridad de los viajes, subirán los primeros turistas espaciales.

Habrá que ver quién gana este primer hito del turismo espacial. Este segmento suele estar plagados de anuncios rimbombantes y luego solo hay cancelación tras cancelación.

Cancelaciones a la orden del día

Por ejemplo, Elon Musk tuvo que posponer su programa de viajes al espacio por un seis meses: se esperaba que los primeros turistas espaciales viajen en el segundo trimestre de este año, pero al final –con suerte- el primer vuelo tripulado despegará en diciembre.

En cuanto a Virgin Atlantic, relanzó el avión con el que piensa viajar a más de 100 kilómetros de la superficie; proyecto que se había retrasado tras el accidente sufrido hace cuatro años.

La empresa de Richard Branson ha vendido 650 billetes para viajar al espacio, a 200.000 euros cada uno, pero todavía no hay una fecha concreta para el primer vuelo oficial.

Boeing también amaga con lanzarse al turismo espacial, aunque no tiene ningún calendario a la vista.

El primer turista espacial

En rigor, cabe recordar que ya hubo un turista espacial: fue el millonario estadounidense Dennis Tito, que en 2001 pagó 20 millones de dólares para viajar en la Soyuz TM-32 rusa a la Estación Espacial Internacional. Además de la fortuna que pagó, el magnate realizó trabajos de apoyo como cocinero y camarero en la estación del espacio exterior.