Los cruceros de expedición dan el gran salto adelante

El Venture es la apuesta de Seabourn por conquistar el mercado de los cruceros de expedición. Foto: Seabourn.

Los cruceros de expedición dan el gran salto adelante

En los próximos cinco años los cruceros de expedición duplicarán sus pasajeros y alcanzarán las 116 embarcaciones en todo el mundo

Juan Pedro Chuet-Missé

Barcelona

28/08/2019 - 12:42h

Soplan buenos vientos para el mercado de los cruceros de expedición. Entre este año y el 2024 este mercado duplicará sus pasajeros, mientras que el número de embarcaciones aumentará más del 50% en ese lapso.

Según las estadísticas de Cruise Industry News los barcos dedicados a los cruceros de exploración pasarán de 84 unidades a 116 en los próximos cinco años.

El número de pasajeros se dispara

Sin embargo el crecimiento de pasajeros será, proporcionalmente, mucho mayor, superior al 105%.

De los 279.394 pasajeros que han viajado o viajarán durante este año, para el 2024 se espera que haya 574.302 personas contratando los periplos por el Ártico, la Antártida, las islas del Pacífico Sur o las Galápagos, por citar los destinos más populares.

Entre este año y el 2024 el número de pasajeros de los cruceros de expedición crecerá un 105%

Sin embargo, este ritmo de crecimiento febril a doble dígito se ralentizará a partir del 2024, en lo que se esperan tres años de estabilidad en el sector.

Ponant, la que lidera

Actualmente el mayor operador de cruceros de expedición es la lujosa naviera francesa Ponant, que cuenta con nueve barcos que totalizan una capacidad de 45.000 pasajeros, lo que representa un 16,2% de la cuota de mercado.

Hurtigruten MS Roald Amundsen 004   hybrid powered   photo Hurtigruten
El Roald Admundsen es capaz de transportar a más de 500 pasajeros en cruceros de expedición. Foto: Hurtigruten.

Le sigue en importancia Hurtigruten, que tiene cinco barcos, transporta a 29.600 pasajeros y guarda un 10,6% del mercado.

La naviera noruega este año fue noticia por lanzar el primer crucero híbrido al ser impulsado por baterías eléctricas; innovación que implementará en otros tres barcos para los próximos años.

[Para leer más: Los cruceros se visten de aventura]

El tercer actor más importante es Australis, una compañía chilena especializada en viajes por la Patagonia y la Antártida. Aunque solo tiene dos embarcaciones, el Stella y el Ventus Australis, el último año fue contratada por 28.500 clientes con lo que su cuota del mercado es del 10,2%.

Lindblad con ocho barcos, Silversea con cuatro y Seabourn con uno son las otras navieras más importantes del sector, un mercado que está más repartido que el de los cruceros marítimos convencionales.

Stella Australis.
Los barcos de Australis exploran los canales fueguinos y la Antártida. Foto: Australis.

Los barcos que veremos

Entre los cruceros de expedición que verán la luz en los próximos años destacan el Hanseatic Spirit (de 16.100 toneladas, para 230 pasajeros) de Hapag-Lloyd; junto con las diferentes naves de Sun Stone, como el Ocean Odyssey y el Ocean Explorer (ambos aptos para 140 pasajeros), el Ocean Discoverer, Ocean Albatros y Ocean Victory (los tres para 186 viajeros).

[Para leer más: Más lejos imposible: así es el único crucero que llega al Polo Norte]

Esta compañía proyecta un total de 10 embarcaciones, destinadas para ser alquilada a turoperadores para viajes de expedición.

Expediciones de cinco estrellas

Entre el 2021 y el 2023 llegarán los lujosos Venture (con 23.000 toneladas y una capacidad de 264 pasajeros) y Le Commandant Charcot (impulsado por gas natural licuado, de 30.000 toneladas y con comodidades para 270 personas), ambos de Ponant.

comandant chatcon
Le Commandant Charcot impulsará a Ponant como protagonista entre los cruceros de expedición. Foto: Ponant.

La naviera francesa expandirá su flota con seis nuevos barcos de la clase Explorer, cada uno con una capacidad de 184 pasajeros.

Seabourn verá el debut del Venture, en 2021, donde 264 pasajeros viajarán a todo lujo, con elegantes detalles decorativos de madera y metal.

Las nuevas embarcaciones tendrán una capacidad media de 214 pasajeros, aunque algunas compañías como Hurtingruten duplicarán este registro con barcos capaz de llevar a 530 personas, como el Roald Amundsen.

La expansión de los cruceros de expedición

Este mercado comenzó a florecer hace 30 años, tras el colapso de la Unión Soviética, cuando un gran número de barcos usados con fines científicos y militares se reconvirtieron en embarcaciones para turistas.

En muchas de ellas las comodidades eran muy básicas, por lo que el mercado se amplió a un segmento más exclusivo, con la llegada de compañías como Silversea, Ponant y Seabourn, entre otras.

Mientras siguen adelante las innovaciones tecnológicas para convertir a estos cruceros en embarcaciones sostenibles, los viajes de expedición siguen recorriendo las aguas hasta que no haya ningún rincón por explorar.