El moderno Costa Concordia colisiona contra un espigón, con resultado trágico

El moderno Costa Concordia colisiona contra un espigón, con resultado trágico

El buque de Costa Cruceros no advirtió el escollo situado frente a la isla italiana de Giglio y tres personas han fallecido, además de 14 que han resultado heridas y hay 70 desaparecidos

El buque Costa Concordia, uno de los navíos de más lujo perteneciente a la naviera italiana Costa Cruceros, ha embarrancado esta pasada madrugada frente a la costa de la isla de Giglio con un saldo más que trágico: al menos tres personas, dos de nacionalidad francesa y una peruana, han fallecido y catorce han resultado heridas de diversa consideración. Otras 70 personas han desaparecido. El crucero era de diseño reciente, pues fue puesto en servicio en 2006 y su botadura costó unos 450 millones de euros. Varios analistas señalan las dificultades que presenta para volver a ser un navío operativo.

El moderno barco, que en ese momento llevaba a 3.216 cruceristas, más el personal de a bordo, procedía de Cagliari (Cerdeña) y sin que se conozcan todavía las causas, encalló en uno de los espigones construidos mar adentro en las proximidades de la costa, ante la isla situada frente a la región de la Toscana. Tras colisionar con la barrera artificial, y abrirse un boquete de más de 70 metros, el comandante del buque ha ordenado a la tripulación la evacuación inmediata. Se han barajado hipótesis diversas, desde un fallo eléctrico, a la apertura de una vía de agua que habría obligado al buque a dirigirse a toda máquina hacia la costa más cercana.

Las imágenes dan cuenta de la espectacularidad del suceso, puesto que tras el choque con el rompeolas el gran paquebote ha llegado a ponerse encima del dique de contención y ha ido virando lentamente sobre su eje hasta quedar escorado unos 80 grados.

Costa cruceros ha emitido una nota a través de distintos canales (twitter entre ellos) en la que se disculpa por los hechos: "El accidente ocurrido esta noche a bordo del Costa Concordia es una tragedia que afecta profundamente a nuestra Compañía. Nuestros primeros pensamientos son para las víctimas y expresamos nuestras condolencias y nuestra cercanía a sus familiares y amigos".

La fiscalía italiana ya ha detenido al comandante de la nave, quien ha argumentado que las cartas náuticas no mostraban la existencia de escollo alguno en las proximidades de la zona donde ha terminado varado el barco.

Expatriación poco habitual

En el barco viajaban 177 clientes españoles, según Costa Cruceros, entre ellos seis socios del Reial Automòbil Club de Catalunya (RACC), que se encuentran actualmente en Roma capital. Ninguno de ellos ha sufrido lesiones ni percances de gravedad más allá de la pérdida de todas sus pertenencias. "La repatriación en este caso no podrá hacerse por las vías habituales. Lo han perdido todo, sus documentos de identificación (DNI),", han explicado fuentes de la organización a 02B. El RACC ha contactado con ellos y con sus familias. También pondrá un psicólogo a su disposición.

La embajada española ya se ha puesto en contacto con los afectados y prevé que este domingo puedan regresar todos a España. Segun el European Cruise Council, existe un telefono habilitado para afectados por el sucesos del Costa Concordia (93-4875685).