El sector duda del éxito de la privatización de AENA en bolsa

El sector duda del éxito de la privatización de AENA en bolsa

Abertis o FCC, entre otras, no pujarán por entrar en el gestor aeroportuario

Gabriel Trindade

13/06/2013 - 02:00h

La privatización parcial de AENA no ha entusiasmado al sector. Fuentes empresariales indican que el proyecto del Ministerio de Fomento está destinado a entidades financieras o fondos de inversión y no a operadores como Abertis, FCC, Ferrovial o Acciona, que en su día se interesaron por la liberalización de los aeropuertos de Barcelona y Madrid.

La clave de la falta de interés reside en que el Gobierno se reservará un mínimo del 50% de las participaciones del operador y, por tanto, su control. "Compañías como las que pujaron por Barajas y El Prat sólo entrarían en AENA si tuvieran la gestión asegurada o, como mínimo, la seguridad de que la privatización se complementaría más adelante", apuntan otros interlocutores.

Apuesta a largo plazo

"Lo que el Gobierno busca para AENA son compañías que puedan permitirse esperar, a largo plazo, para obtener beneficios", explica el analista de XTB, Daniel Álvarez. Así, quién mejor cumple el perfil que busca Fomento son entidades financieras y fondos. “El Gobierno quiere a un inversor que no exija el rédito inmediato. Eso acota mucho el mercado”, dice.

El experto asegura que es poco probable que grupos industriales como los que se plantearon entrar en los aeropuertos españoles puedan estar interesados en esta oferta. "Estas firmas tienen aversión a cualquier ratio de deuda un poquito elevada, lo que descarta la aventura de AENA por completo", indica Álvarez. El gestor aeroportuario tiene casi 15.000 millones de deuda, según datos oficiales.

Abertis, en retirada

Además, existen otros factores. En el caso de Abertis, la empresa presidida por Salvador Alemany está en clara retirada en su división aeroportuaria. Recientemente, trascendieron las negociaciones de la compañía por desprenderse del Aeropuerto de Luton, en una operación con AENA.

Dos meses atrás, vendieron su participación en el Aeropuerto de Cardiff.

Mercado

¿Qué gana quien adquiera las participaciones de AENA? "Fomento promete algo más que ahora desconocemos. Por muchos inversores extranjeros que vayas a buscar, nadie pondrá ni un euro si no se asegura un beneficio en un plazo determinado", indican fuentes del sector. Los mismos interlocutores plantean que AENA tal vez esté pensando en subir algunas tasas. No obstante, hay que recordar que estos días el gestor aeroportuario ultima un pacto con las aerolíneas en relación a esos impuestos.

Por otro lado, las perspectivas macroeconómicas en España tampoco invitan a la privatización. “El horizonte que vislumbramos es levemente alcista hacia final de año”, afirma Álvarez, quien añade que precipitar la operación ahora sería un error: “vienen meses de inestabilidad”.

Anterior intento

El sector tampoco está seguro de que el Gobierno cumpla con su palabra o que el proyecto llegue a buen puerto. La experiencia del intento de la privatización de Barajas y El Prat aún genera resquemor: “Las altas expectativas del Gobierno impidieron la licitación. A ver qué piden ahora”.

Por ahora, existen pocos datos de la operación del Gobierno. El secretario de Estado de Infraestructuras, Rafael Catalá, no ha concretado en casi nada la propuesta del Ejecutivo. El porcentaje del operador que se venderá, y la definición de las partes que se destinarán a institucionales y a minoritarios, está aún "por determinar", según el alto cargo.