Emirates traerá el A380 a Barcelona por el congreso del móvil

El CEO de Emirates, Tim Clark, junto a uno de los A380

Emirates traerá el A380 a Barcelona por el congreso del móvil

El avión más grande del mundo llegará por primera vez a España en vuelo regular el 24 de febrero

Cristina Farrés

24/12/2012 - 11:34h

El famoso Airbus 380 (A380), el avión más grande del mundo (con el permiso del B747-800), llegará por primera a España en un vuelo regular el próximo 24 de febrero. Será de la mano de Emirates, como ya se esperaba, y aterrizará en el Aeropuerto de Barcelona a las 12:10 de la mañana procedente de Dubai. El motivo: el congreso del móvil, el Mobile World Congress (MWC), que arranca el día siguiente en la Ciudad Condal.

Los 571 pasajeros que quieran volar en el coloso tendrán una segunda oportunidad para conseguir un billete en la aeronave. Emirates también usará el A380 para que los visitantes de la feria de tecnología móvil más importante puedan regresar a casa el 1 de marzo. Cabe recordar que el MWC reúne a profesionales de todo el planeta, con una presencia importante de visitantes asiáticos. A lo que se debe sumar la “expectativa” que genera la aeronave en España para conseguir vender todos los billetes, aseguran desde la aerolínea.

Mismo precio

Para hacer la oferta más atractiva, Emirates mantendrá los precios de los billetes habituales. No hará ningún recargo por cambiar la aeronave que opera habitualmente esta ruta. El A380 tiene 427 plazas en clase turista, 76 asientos que se pueden convertir en cama en business y 14 suites en primera. Las tarifas van desde unos 700 euros hasta los 4.300, dependiendo del asiento que se elija.

El cambio de aeronave servirá para probar cómo funciona el avión en la ruta Dubai-Barcelona, una de las firmes candidatas a ser operada de forma habitual con el A380. El director para España y Portugal de la aerolínea, Fernando Suárez, recuerda que es una opción que está sobre la mesa aunque no está prevista “a corto plazo”.

Hasta el próximo 24 de febrero, el A380 sólo se habría visto en España en vuelos chárters puntuales.