Aena paraliza la conexión ferroviaria con la T1 en El Prat

La estación de Cercanías en la T2 del aeropuerto de El Prat será reconstruida

Aena paraliza la conexión ferroviaria con la T1 en El Prat

El túnel que uniría a la Terminal 1 con la red ferroviaria de Renfe se interrumpen hasta noviembre por razones de seguridad

Los trabajos del tunel para la conexión ferroviaria entre las dos terminales de El Prat volvieron a paralizarse, y no se retomarán hasta noviembre. Las obras, con un presupuesto de 285 millones de euros, fueron iniciadas en 2015 y todavía no tiene fecha de finalización.

Un equipo técnico de Aena y Adif decidió detener los trabajos cuando la tuneladora llegó a un punto por debajo de la pista principal. Según informaron fuentes de Aena a Cerodosbé, Adif debería haber finalizado los trabajos de excavación bajo la pista principal en febrero. Pero las obras se demoraron y el organismo aeroportuario, junto con el ente ferroviario, decidieron frenar los trabajos bajo tierra para no perjudicar la seguridad del aeropuerto, en los meses de más movimiento aéreo.

El paso más delicado

Dos de los tres kilómetros del túnel entre las terminales ya fueron excavados, pero el último tramo es el más complejo, al tener que pasar por debajo de la pista.Tiempo perdido

Adif dijo a TV3 que buscarán la manera de acelerar la reanudación de las obras, pero fuentes de la Generalitat creen que no será posible recuperar el tiempo perdido.

La conexión con la T1 permitirá llegar desde Sants al aeropuerto en 19 minutos

Mientras los trabajos bajo tierra quedarán detenidos, en la superficie siguen las obras alrededor de la estación de Renfe de la Terminal 2, donde se ejecutan las salidas de emergencia, la instalación de losas, la construcción de pantallas y el hueco que permitirá sacar a la excavadora.

El actual andén es provisorio y está programada la construcción de una nueva estación.

Hasta Sants en 19 minutos

Las obras consisten en instalar un ramal doble de 4,5 kilómetros entre las dos terminales, y que continúen hasta El Prat de Llobregat. El proyecto fue diseñado en 2010, y recién en 2015 se iniciaron los trabajos.

Actualmente, para llegar a la estación de la T2 los pasajeros tienen que abordar un bus lanzadera que conecta con la T1 en un trayecto de 10 minutos.

Para cuando concluyan los trabajos, se podrá ir desde la estación de Sants hasta la T1 en 19 minutos, y el servicio beneficiará a entre siete y nueve millones de pasajeros.