Holanda apunta a Putin por la carnicería del vuelo Malaysia Airlines MH17

Holanda apunta a Putin por la carnicería del vuelo Malaysia Airlines MH17

La Oficina por la Seguridad culpa a un mísil prorruso por el ataque, que segó 298 vidas

Redacción

Barcelona

13/10/2015 - 10:56h

Un rebelde prorruso dormita cerca del lugar del accidente del MH17

El vuelo Malaysia Airlines MH17, que se estrelló en Ucrania con 298 personas a bordo en julio de 2014, fue abatido con un mísil de de fabricación rusa. El informe definitivo de la Oficina Holandesa de Seguridad (OVV, por sus siglas en holandés) concluye que el Boeing 777 fue atacado con un misil tipo BUK desde, probablemente, posiciones controladas por rebeldes prorrusos en el este de Ucrania. 


El documento, que incluye mapas y gráficos, indica que el avión "no pudo ser atacado" desde las posiciones del ejército ucraniano. De este modo, el documento sugiere que la responsabilidad de la masacre debe atribuirse al presidente ruso Vladimir Putin, que ha dado cobertura política y logística a las milicias que controlan la zona del Donbass, en el este de Ucrania. Aún así, no se formulan acusaciones concretas.

Ayuda de Moscú 

"Los misiles BUK están diseñados y fabricados en Rusia. Es asumible que los rebeldes prorrusos no pueden operar este tipo de artefactos, por lo que se sospecha de la colaboración de ex soldados rusos", asegura un investigador independiente citado por el diario holandés Volkskrant.

Cabe recordar que Rusia niega categóricamente ser responsable del ataque contra el vuelo de Malaysian Airlines, que despegó de Ámsterdam con destino Kuala Lumpur, pero que fue derribado en el espacio aéreo ucraniano. La tragedia costó la vida a 298 personas, de las cuales 196 eran de nacionalidad holandesa.

Según el mismo rotativo, los detalles sobre quién disparó el mísil no se conocerán hasta 2016, cuando la investigación dé detalles exhaustivos sobre las personas responsables.