Iberia subirá el sueldo a los empleados en 2017

Iberia subirá el sueldo a los empleados en 2017

La plantilla disfrutará de un aumento acorde a los beneficios y los ingresos obtenidos en el ejercicio 2016

Carles Huguet

Barcelona

04/04/2016 - 01:52h

Personal de tierra de Iberia.

La aerolínea de bandera española supera el tormento de las pérdidas. Iberia registró en 2015 un beneficio de 247 millones de euros -486 en los libros debido a la ingeniería contable- y ya vuelve a contratar personal tras años de recortes. Además, dará, al fin, un respiro a sus empleados: De cara a 2017 predice un aumento de sueldos generalizado.

En el convenio colectivo firmado hace dos años se estipuló una subida salarial vinculada a los resultados del ejercicio 2016. El incremento dependerá del ratio entre el EBIT –el resultado antes de impuestos e intereses- y la facturación. Según consta en la memoria de la aerolínea, la división este año ha resultado del 13%, por lo que tanto el comité de empresa como la compañía son optimistas de cara a la ansiada mejora.

El texto, publicado en el Boletín Oficial del Estado el 22 de mayo de 2015, estipula que, de repetir el resultado, el aumento sería superior al 3,5% -el máximo contemplado-. Sin embargo, IAG rebaja expectativas y se ha fijado un crecimiento del 6,5% como objetivo. De cumplirse, el beneficio para la plantilla sería del 2,5%.

Sólo si la progresión es menor del 1% los trabajadores no verán mejorados los emolumentos. Una rebaja que, a tenor del bajo precio del crudo parece altamente improbable. Además, la Asociación del Transporte Aéreo Internacional (IATA) estima en 3.800 pasajeros volarán en 2016, 300 millones más que el año anterior.

Hasta el 2017, nada

Según explican fuentes sindicales, los empleados recibirían una prima a finales de año –en caso de cumplirse lo fijado- correspondiente a la mejora de 2016. A partir del próximo enero ya se consolidará en el salario. Del mismo modo, el resumen anual publicado por IAG también señala estos doce meses como los indicados para abandonar la congelación salarial.

Además, la aerolínea también prepara un aumento adicional para 2018 en iguales condiciones. En este caso, el aumento se aplicaría a efectos del 1 de enero de 2017 con el mismo sistema: Una prima por el periodo vencido que se trasladaría a la nómina de la plantilla a partir de entonces.

Nuevas contrataciones pese a seguir adelgazando

Junto a la mejora, desde la compañía celebran, por ejemplo, la contratación de 200 nuevos pilotos en 2015. Casi 2.000 comandantes se presentaron a la convocatoria abierta el pasado junio aunque sólo 120 se incoporarán directamente a la plantilla. Los 80 restantes pasarán a inscribirse a la bolsa de trabajo. Según explicó el presidente del sindicato SEPLA, Martínez de Velasco, en su momento: "La mayoría del personal que cumple con los requisitos solicitados se encuentra en Easyjet y Vueling".

Sin embargo, el Grupo Iberia sigue con su plan de adelgazamiento. En 2015 la compañía se replegó hasta los 16.177 empleados frente a los 16.907 que mantenía en 2014. Las salidas forman parte de las 5.297 personas que la firma espera desprenderse desde marzo de 2013, cuando presentó el primer ERE, que afectaba a 3.143 trabajadores.

Además, el Tribunal Supremo ha dado la razón a la aerolínea para que pueda aplicar el segundo Expediente de Regulación de Empleo hasta el 31 de diciembre de 2017 ante la demanda presentada por CTA y CGT. El recorte se aplicará a través de bajas incentivadas, a las que podrán acogerse un máximo de 1.427 trabajadores.