Los contratistas españoles rechazan la compensación saudí por el AVE

AVE workers in Mecca

Los contratistas españoles rechazan la compensación saudí por el AVE

El gobierno de Arabia propuso pagar 100 millones por los sobrecostes, pero para las empresas es insuficiente

Cerodosbé

Barcelona

07/07/2016 - 11:31h

El gobierno de Arabia Saudí ha tendido la mano al consorcio constructor del AVE entre Medina y La Meca, pero para las empresas la oferta de reconocer 100 millones de euros de los sobrecostes es insuficiente. Pero no cierran las puertas, dicen que están dispuestos a seguir negociando.

Según ha publicado el diario Expansión, entre el consorcio Al Shoula (integrado por Renfe, Adif, Ineco, OHL, Indra y otras empresas) y el ministerio de Transportes saudí se buscará cerrar un acuerdo a lo largo de julio, pero el baile de cifras dificulta la tarea: la línea de alta velocidad fue presupuestada en 6.700 millones, y el máximo que se calcula de sobrecostes llega a los 1.800 millones, mientras que Renfe los sitúa en torno a los 200 millones. Un cálculo intermedio y de más consenso estaría por los 600 millones.

Saudi Railways Organization (SRO), que controla las obras por parte del gobierno saudí, acepta reconocer que los trabajos se han atrasado 14 meses, por lo que el ferrocarril de alta velocidad podría comenzar a circular a inicios de 2018.  

Pero queda por acordar el pago de obras que se han excedido del presupuesto original, o que no estaban contempladas en los contratos iniciales, como la construcción del interior de cinco grandes estaciones, diseñadas por Norman Foster.

Otro punto que Renfe quiere plantear es la actualización –y al alza- de las tarifas del corredor ferroviario, debido a que hay nuevos cálculos sobre la demanda de pasajeros. Es que la empresa ferroviaria cobrará una parte fija y otra en función del volumen de usuarios que tenga la línea.

Este ferrocarril de alta velocidad tendrá un recorrido de 450 kilómetros, y de las seis fases programadas, quedan dos por ejecutar, pero que son las más complejas porque atraviesan las ciudades de Kaec y Meca.