Los mejores aeropuertos para volar en plan zen

El aeropuerto de Fráncfort ofrece 'sillas silenciosas' para relajarse antes o después de un vuelo.

Los mejores aeropuertos para volar en plan zen

Con salas de spa, centros de meditación, jardines, espacios para ejercicios y otras instalaciones estos aeropuertos son ideales para volar relajado

Juan Pedro Chuet-Missé

Barcelona

20/03/2019 - 17:31h

Los aeropuertos con mayor cantidad de pasajeros también son los más tranquilos del mundo. ¿Cómo se explica? Pues tienen instalaciones para relajarse –desde centros de spa hasta salas de meditación- que permiten que el viajero embarque o regrese de un largo vuelo con una relajada sonrisa.

Es que los aeropuertos son un sitio estresante, donde hay nervios para todos: al momento de facturar las maletas, al pasar los filtros de seguridad, en las largas colas para presentar los documentos, en la puerta de embarque que parece estar en la esquina del infinito, en las prisas de los que nunca tienen prisa y en los precios disparatados por un simple café.

[Para leer más: Los spas, la nueva arma de seducción de las aerolíneas]

Y eso sin contar con el estrés de los pasajeros que han aterrizado: hay viajeros cansados por tantas horas de vuelo, otros con el estómago revuelto por la comida, el malhumor impera por el jet lag, y sin contar lo que puede pasar si un avión llega con retraso.

Etihad spa
Centro de spa de Etihad en Abu Dabi.

Sitios para volar tranquilo

Por suerte los gestores de los aeropuerto conocen esta realidad y ofrecen diversas instalaciones para erradicar o disminuir la tensión. Analizando las propuestas de los 25 aeropuertos más importantes del mundo, el buscador Netflights determinó que la terminal que más ayuda a relajar a los sentidos es la de Fráncfort.

El aeropuerto de Fráncfort, con diversas instalaciones de spa y novedosas sillas silenciosas, es el que más ayuda a relajar los sentidos

Para ello elaboraron una lista de las infraestructuras de cada aeropuerto y le otorgó un puntaje en cuanto a su calidad.

Massage O Matic1
Sillas de masajes en el aeropuerto de Ámsterdam.

A pesar de gestionar casi 70 millones de viajeros, el aeropuerto de Fráncfort está primero en el listado gracias a facilidades como las ‘sillas silenciosas’, que más bien son sillones muy cómodos y giratorios, con un pequeño techo y desde donde emana música relajante.

[Para leer más: Los diez aeropuertos en los que te dará pena embarcar]

Esta terminal también cuenta con diversos centros de spa, espacios para meditación, yoga, y una terraza donde los pasajeros pueden tomar aire –además de una comida ligera- y aprovechar el sol antes de encerrarse en un avión.

Masajes, natación y paseos por selvas artificiales

El segundo aeropuerto de este listado es el de Ámsterdam-Schiphol, donde hay instalaciones para ducharse, descansar en sillas de masajes, o se puede contratar una sesión de belleza en los centros Xpress Spa, o comprar productos relacionados en Rituals.

El aeropuerto de Chiangi-Singapur presenta la mayor selva tropical del mundo...en un espacio cerrado.

El aeropuerto de Chiangi-Singapur presenta la mayor selva tropical del mundo.

Le sigue el aeropuerto internacional de Dubái. En el centro Be Relax se pueden dar masajes exprés a los pasajeros que siempre tienen prisas, o en el Health Club es posible darse un chapuzón y practicar natación en su piscina, donde también hay un sauna con jacuzzi y máquinas para hacer ejercicios.

El cuarto es el de Singapur, que también cuenta con varios centros de spa, y a diferencia de las otras terminales, es hogar de una gigantesca selva tropical con una cascada de 40 metros que ayuda a relajar cuando se camina entre su vegetación frondosa.

Los servicios más populares

El listado de Netflights sigue con los aeropuertos de Hong Kong, Vancouver, Nueva York-JFK, Tokio-Haneda, San Francisco y Toronto.

De todos ellos, por lo menos 17 tienen centros de spa que ofrecen cortes de pelo, masajes anti jet lag, manicura y pedicura, de los cuales unos 13 también brindan masajes corporales.

Solo nueve de los 25 tienen espacios para meditación y relajación, pero todos presentan zonas para la oración religiosa. Incluso los de Dubái y Hong Kong los subdividen para algunos credos específicos.

Ocho aeropuertos presentan zonas verdes, como jardines o terrazas, y más de la mitad cuenta con espacios para practicar algo de ejercicio (pero solo el de Tokio tiene una cinta para poder correr).