Vueling rechaza la OPA de IAG

Vueling rechaza la OPA de IAG

Josep Piqué logra la unanimidad del consejo de administración para rechazar la oferta por insuficiente

El presidente de Vueling, Josep Piqué, ha logrado la unanimidad del consejo de administración para rechazar la oferta pública de adquisición (OPA) lanzada por el grupo dueño de Iberia y British Airways (IAG).

La aerolínea catalana (participada al 46% por Iberia) ha emitido en la tarde del jueves un hecho relevante con el que oficializa la postura. Recomienda a los accionistas “no aceptarla” y esgrime dos razones principales.

Cuestión de precio

La primera de ellas es el precio. Vueling, como sus accionistas minoritarios, cree que los siete euros por acción no corresponden con el valor real de la aerolínea catalana.

Echa mano de la evolución del título en las últimas semanas (7,85 euros a cierre del jueves). Si bien el precio inicial suponía una prima de prácticamente el 30%, actualmente la cotización supera la oferta diseñada por IAG.

Vueling recuerda a los inversores que “el consenso de los analistas establece un valor de referencia claramente superior”.

Piqué no venderá

De acuerdo a sus propias recomendaciones, el consejo de administración ha acordado no suscribir la OPA con su autocartera (0,7% del capital).

Piqué, el consejero delegado, Alex Cruz, y los consejeros tampoco venderán las acciones. El informe enviado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores recoge el posicionamiento individual.

Negocio

La compañía, a pesar de no estar conforme con el precio ofrecido por IAG, entiende que su integración en el grupo internacional redundaría en la mejora del negocio.

El dueño de Iberia y British Airways pretende hacerse con el control total de Vueling. IAG condicionó la operación a que el 90% del capital suscribiera la oferta de compra. El objetivo es que la aerolínea catalana asuma las rutas europeas de las dos compañías de bandera.