Barcelona seduce a la ciudad más bibliófila del mundo

Más de un millón de personas visitan la Feria del Libro de Buenos Aires. EFE.

Barcelona seduce a la ciudad más bibliófila del mundo

Aprovechamos la Feria del Libro de Buenos Aires para descubrir una de las ciudades con mayor pasión por la lectura. Y con librerías para recorrer por horas

Mar Nuevo - JP Chuet

Barcelona

26/04/2019 - 18:37h

Con 370 locales, Buenos Aires registra la mayor cantidad de librerías per cápita del mundo. Ni siquiera la crisis económica puede apagar la pasión por la lectura porteña, que se manifiesta como nunca en las tres semanas que dura su Feria del Libro (FIL).

[Para leer más: Cinco secretos de Buenos Aires desconocidos hasta para sus habitantes]

Alrededor de 1.300 actividades programadas y 1,2 millones de visitantes son las cifras que pivotan en torno a esta cita inaugurada, por tercer año consecutivo, por una mujer, la antropóloga y feminista Rita Segato, y que tiene a Barcelona como ciudad invitada.

Ciudad literaria y ciudad de las librerías

La elección de Barcelona como invitada de honor, según explicó el director de la feria Oche Califa, “se cae de maduro”. Líder en el mundo del libro en español, sede de potentes editoriales y con un grado de energía cultural que los argentinos admiran, Califa resume: “Barcelona, la ciudad literaria, visita la ciudad de las librerías, Buenos Aires”.

Buenos Aires es la ciudad con más librerías por persona del mundo

Carlos Zanón, Paula Bonet, Javier Pérez Andújar, María Barbal, Clara Usón y Maite Carranza son algunos de los autores presentes en la feria, que contará sin embargo como grandes atracciones (según destacan los medios locales) a Rosa Montero y Arturo Pérez-Reverte, de España, Sergio Ramírez y Gioconda Belli, de Nicaragua, y Gaël Faye, de Burundi.

 


Presentación de Barcelona como invitada a la Feria del Libro.

La delegación barcelonesa quiere, sin embargo, dar a conocer a alrededor de 60 autores de Barcelona y Cataluña y para ello abarrotará su espacio de 200 m2 en el FIL con alrededor de 10.000 ejemplares de 700 títulos y 40 editoriales.

Una ciudad de libros y lectores

La cantidad de librerías de la ciudad y, lo más importante, su diversidad, puesto que el 70% no pertenece a cadenas, se mantiene gracias a la avidez lectora de los argentinos. Estas son algunos de los locales imprescindibles cuando se visita Buenos Aires.

Eterna Cadencia

Fundada en 2005 por Pablo Braun en una vieja casona del barrio de Palermo, Eterna Cadencia logró consolidarse como un espacio donde no solo se venden libros, que también, sino donde se gestan y se lanzan todo tipo de proyectos relacionados con la literatura.

cadencia etenra

En Palermo se encuentran varias librerías, como Eterna Cadencia o Libros Ref, que abren sus puertas en casas centenarias

Como corresponde a toda casa centenaria de este barrio, sus paredes de techos altos están repletas de anaqueles con libros de editoriales de renombre e independientes, además de mesas de maderas nobles que tienen más ejemplares apilados.

Los empleados son expertos en una gran diversidad de temas, amantes de su trabajo que se preocupan en atender sin la presión de buscar la venta por la venta.

El lugar se plantea como un centro cultural, donde su bar (que se extiende a un bonito patio interior) funciona como el centro de tertulias, presentaciones y algún número musical.

El Ateneo-Grand Splendid

Esta cadena es propietaria de una de las librerías más impactantes, ya no solo de Buenos Aires, sino del mundo.

El antiguo teatro Grand Splendid, en el Barrio Norte, reabrió en el 2000 pero reconvertida en una gigantesca librería, donde los aparadores se encuentran donde estaban las filas de butacas y los palcos, mientras que el escenario acoge un bar donde se puede conversar, hojear libros o leer los periódicos.

Ateneo Grand Splendid, Buenos Aires.

Su antiguo esplendor persiste aún en cada rincón de la librería, que mantiene su cúpula decorada con frescos, las barandas originales y la decoración intacta.

El Ateneo Grand Splendid se encuentra en un antiguo teatro. Es una de las librerías más bonitas del mundo

Los palcos también funcionan como pequeñas salas de lectura, donde hay cómodos sillones donde se puede dejar pasar los minutos sin que ningún empleado llame la atención.

National Geographic calificó a esta librería como un “sereno templo de libros”, y la ha elegido como la más bonita del mundo, por encima de las hermosas Picture Book Library en Iwaki (Japón), o la biblioteca de la Universidad de Oxford (Inglaterra).

Falena

Si no se tiene el dato, no se sabe que en esa casa del barrio de Chacarita, famoso por su gigantesco cementerio, hay oculta una de las librerías más interesantes de la ciudad.

[Para leer más: Así es por dentro la librería más bonita del mundo]

Como si fuera una vivienda cualquiera, hay que llamar al interfono y entrar en un oasis de tranquilidad promovido por su fundadora Marcela Giscafré.

falena

En Falena es posible pasar las horas con un libro en un sofá, sentarse a practicar el arte de la conversación con café o una copa de vino, o asistir a una selecta velada literaria o musical.

El patio interior, sus pequeñas mesas, las paredes de ladrillos centenarios llaman la atención al visitante, así como la curiosa disposición de los libros, que no están agrupados por temáticas sino por países.

Libros Ref

Libros Ref sigue la línea de Eterna Cadencia: una casa antigua en Palermo reconvertida en un templo de los libros, provenientes de editoriales argentinas y de otros países, pero con poca presencia de los grandes grupos empresariales. Quien camine por la calle Honduras la reconocerá por su frente exterior pintado de azul eléctrico.

ref

Su fondo de obras de ficción y no ficción es para perderse, pero también tiene una nutria selección de libros usados, entre los que se pueden encontrar algunas rarezas y primeras ediciones.

Libros Ref tiene un abundante catálogo de libros usados donde se encuentran rarezas y primeras impresiones

En la terraza cada tanto se organizan presentaciones o eventos musicales. Pero no crean que se anuncia a los cuatro vientos, más bien se difunde entre los conocidos y por boca-oreja.

La Musaraña

No es que todas las casas antiguas de Buenos Aires se transformen en librerías, pero es imposibles pasarlas por alto.

Otra que tiene este sello es La Musaraña, que técnicamente no está en la capital de Argentina sino en Florida, una tranquila localidad a pocos minutos de la gran ciudad.

musaraña

Esta librería está especializada en cómics, donde su alma mater Alejandro Bidegaray también impulsa una editorial propia. Allí se pueden encontrar novelas gráficas, fanzines, libros infantiles y obras originales de ilustradores.

El local forma parte de una casona llamada Casa Florida, donde hay un recomendado café, ideal como escala al visitar esta población suburbana de casas bajas y calles adoquinadas. Los sábados a la tarde se organizan sesiones de música con DJs, que se pueden disfrutar con un vermut en la mano. O un mate, como corresponde a la cultura argentina.