El Airbnb de las maletas desembarca en España

Recorrer una ciudad cargando con las maletas no es la mejor manera de explorarla. Foto Pixabay.

El Airbnb de las maletas desembarca en España

La iniciativa danesa de almacenamiento de maletas que triunfa en Nueva York, Londres o Copenhague llega a Madrid y Barcelona

Mar Nuevo

Madrid

24/04/2019 - 17:28h

Aterrizar en una ciudad desconocida repleta de planes y atractivos por explorar es siempre el excitante inicio de un viaje. Pero pronto pueden aparecer los primeros contratiempos, como la molestia de tener que cargar con las maletas si llegamos antes de la entrada al alojamiento y que, si es un Airbnb, ni siquiera nos ofrecerá consigna. Pero Luggagehero tiene la solución.

Nacido al calor de la economía colaborativa en el sector de los viajes, la iniciativa del danés Jannik Lawaetz -basada en su propia experiencia como viajero- tiene un funcionamiento sencillo: en la ciudad de destino y, a través de su aplicación, se localizan los lugares de almacenamiento verificados más próximos, se reserva, registra y entrega el equipaje.

Las maletas quedan aseguradas por un sello a prueba de manipulaciones y garantizadas con un seguro por hasta 2.500 euros

[Para leer más: Noken, la startup que digitaliza paquetes de viaje para milenials]

Las maletas quedan aseguradas por un sello a prueba de manipulaciones y garantizadas con un seguro por hasta 2.500 euros. Y listo, a descubrir sin ataduras la ciudad.

Explorar el mundo sin maletas

Desde el lanzamiento de Luggagehero en 2016 se han guardado más de 125.000 equipajes a lo largo de 750.000 horas y alrededor de 300 puntos seleccionados en tres ciudades: Nueva York, Londres y Copenhague.

Pero la gran revolución se está produciendo ahora; tras una inversión de 1,30 millones de euros el pasado enero, la plataforma inició una ambiciosa expansión que la llevará a otras 35 ciudades, incluyendo Barcelona, donde ya cuenta con alrededor de 90 comercios colaboradores, y ahora también Madrid.

Solo este año Luggagehero pasará de operar en Nueva York, Londres y Copenhague a hacerlo en 39 ciudades de Europa y Norteamérica

Hasta el próximo mes de enero se expandirá también a otras capitales como San Francisco, Boston, Chicago y Montreal en Norteamérica, o Lisboa, París y Roma en Europa.

Jannik Lawaetz. Foto Luggagehero.
Jannik Lawaetz, el héroe de las maletas. Foto Luggagehero.

La consigna de Airbnb

Entre los lugares donde podemos dejar las maletas están cafeterías, tiendas y hoteles ubicados especialmente cerca de los principales centros de transporte y en barrios de interés turístico.

Las tarifas para Madrid, donde ya cuenta con una treintena de comercios adscritos, son de un euro por hora (con un máximo de 10 euros al día) más dos euros en concepto de recepción.

Las tarifas son de un euro por hora (con un máximo de 10 euros al día) más dos euros en concepto de recepción

Según su propia experiencia en otras ciudades, el servicio es especialmente popular entre los usuarios de plataformas de alojamiento no hotelero tipo Airbnb, que no ofrecen servicio de almacenamiento de maletas.

[Para leer más: Esta startup permite regalar horas de vuelo]

El héroe de las maletas

El fundador y actual CEO de Lugaggehero, Jannik Lawaetz, diseñó la compañía a partir de su propia experiencia como viajero, pero también como anfitrión de Airbnb en su ciudad, donde más de la mitad de sus huéspedes le preguntaban si podían dejar la maleta el día que se iban.

La iniciativa funciona también en Barcelona, donde ya cuenta con alrededor de 90 establecimientos colaboradores

 "Tener que arrastrar tu equipaje puede arruinarte un día entero de vacaciones", afirmó, "así que desarrollar un concepto que realmente ayuda a los viajeros me produce mucha satisfacción".

Entre sus ventajas adicionales de la iniciativa se cuentan detalles como que las tarifas no se cobran hasta que el equipaje se ha depositado en el lugar escogido, no hay límite de tiempo (incluso por varios días) y cada pieza de equipaje y su contenido están asegurados con hasta 2.500 euros.

Además, no hace falta descargarse ninguna app, los puntos de entrega disponen de wifi para quien viaja sin datos en el móvil y se ofrece atención al cliente por chat en línea las 24 horas del día, los siete días de la semana.