La apuesta por el turismo de borrachera nos cuesta 8.700 millones al año

 De los 1.108 euros que se dejaba de media un visitante en el año 2000 se pasó en 2015 a un gasto de 741 euros.

La apuesta por el turismo de borrachera nos cuesta 8.700 millones al año

España es el tercer país del mundo en ingresos pero solo capta un 3% de los viajeros europeos de alto poder adquisitivo

El modelo turístico español está ligado al low cost, los llamados viajes de borrachera y el sol y playa. El resultado de esta apuesta, según lamenta The Shopping Tourism Institute, es que en los últimos quince años el ingreso medio por turista ha descendido de forma drástica. De los 1.108 euros que se dejaba de media un visitante en el año 2000 se pasó en 2015 a un gasto de 741 euros.

La alternativa propuesta por la entidad, que pide al Gobierno una estrategia para captar turistas más rentables, es el turismo de calidad: lograr visitantes interesados en el patrimonio artístico y cultural, la historia y las compras de primeras marcas de moda, que generalmente optan por alojarse en grandes cadenas hoteleras globales.

En la actualidad este tipo de turismo solo representa un 11,8% del total y los ingresos por compras se quedan en 4.100 millones de euros. The Shopping Tourism Institute cree que si los visitantes de calidad crecieran hasta el 25% se recaudarían por compras alrededor de 8.700 millones de euros.

Asia, principal emisor del turismo de calidad

En esencia, los mercados emisores del turismo de calidad son asiáticos. Los viajeros más rentables son China, India y Corea del Sur, junto con Latinoamérica, EE.UU, Rusia y algunas exrepúblicas soviéticas. En el caso del gigante asiático, si nuestro país consiguiera hacerse con un 5% del total del turismo chino ingresaría unos 5.800 millones de euros al año.

Sin embargo, las compras de estos turistas han descendido en los últimos meses. El ticket de compra medio de visitantes chinos, según los datos de ventas libres de impuestos (tax free), ha descendido un 10% entre agosto de 2015 y julio de este año.

Los turistas de EE.UU y Latinoamérica se han rascado más el bolsillo en los comercios de nuestro país. Por países, el ticket medio de los viajeros procedentes de Argentina ha sido el más abultado (+101%), seguido del de los estadounidenses (+32%), el de los colombianos (+25%) y el de los turistas mexicanos (+15%).

España recibió en julio 42,8 millones de pernoctaciones, principalmente de sol y playa. Mallorca fue el destino que más se acercó al lleno total, con una ocupación del 92,1% de las plazas, mientras que la Costa del Sol le superó en afluencia, con 2,3 millones de pernoctaciones. Por nacionalidades, británicos y alemanes superaron con creces a los demás visitantes extranjeros.