Robots-camareros, la propuesta tecnológica en la era postcoronavirus

Corea del Sur emplea también robots en el Aeropuerto Internaconal de Incheon. Foto: EFE.

Robots-camareros, la propuesta tecnológica en la era postcoronavirus

Un café de la ciudad de Daejeon, en Corea del Sur, ficha un ‘robot barista’ para garantizar el distanciamiento social con sus clientes

Mar Nuevo

Madrid

26/05/2020 - 14:38h

No se contagia ni puede contagiar, es eficiente, educado y rápido. Se mueve de forma autónoma entre las mesas mientras toma pedidos y sirve hasta 60 tipos diferentes de cafés y otras bebidas. El camarero ideal en tiempos de coronavirus es, para esta cafetería en Daejeon, en Corea del Sur, un robot.

La idea de robots que sustituyan al personal humano en el turismo y la hostelería no es nueva, especialmente en el sudeste asiático y Japón, donde hemos conocido diferentes iniciativas que se anticipaban la futuro a través de máquinas. No siempre funcionó bien: en Japón, el primer hotel atendido casi en exclusiva por robots ‘apagó’ el año pasado a la mitad de su plantilla tras las quejas de sus huéspedes. Con robots con forma de dinosauro velociraptor que atendían la recepción o brazos mecanizados que trasladaban el equipaje entre su ‘plantilla’ de 243 máquinas, el Henn-na Hotel empleó diferentes tecnologías experimentales hasta que constató que muchos eran innecesarios o ineficientes, mientras que otros directamente molestaban a los clientes, como el robot mayordomo.

Pero ahora, en medio de la situación excepcional originada por la epidemia de COVID-19, los robots podrían convertirse en aliados, no solo de hoteles, sino también de cafeterías y restaurantes, entre otros.

El nuevo robot-camarero cuenta con tecnología de conducción autónoma que le permite calcular las mejores rutas alrededor de las mesas

Corea regresa a la normalidad

Con poco más de 11.200 casos confirmados y 269 fallecidos, el país es uno de los que mejor ha lidiado con la enfermedad, y eso a pesar de su cercanía con China, primer epicentro del coronavirus.

Ahora, y una vez superado el mayor pico de la pandemia, las medidas de distanciamiento social se convierten en esenciales en la vuelta a la normalidad. De ahí que Corea del Sur haya vuelto la vista a los robots.

 

De momento ya funciona en un café de la ciudad metropolitana de Daejeon, la quinta más poblada del país y ubicada a unos 170 km de Seúl. El robot barista se encarga, por sí solo, de tomar nota de los pedidos, prepararlos y servirlos. Todo sin ayuda humana.

Y por lo que señala Reuters, con inmejorable eficacia: consigue elaborar y llevar a la mesa seis bebidas en apenas siete minutos.

Tecnología frente al COVID-19

La firma tecnológica Vision Semicon fue la encargada de desarrollar este robot que, según sus responsables, tiene como mayor ventaja que “pueden ayudar a las personas a mantener el distanciamiento social”.

De hecho este café apenas cuenta con un empleado humano, el encargado de la pastelería. Todo lo demás pueden hacerlo robots que, además, están diseñados para moverse suavemente entre mesas y clientes.

 

Además de tecnología de conducción autónoma que le permite calcular las mejores rutas alrededor de las mesas, el sistema puede también comunicarse con otros dispositivos de su entorno.

El fabricante confía en su éxito: solo este año espera equipar otros 30 establecimientos con este tipo de robots.

Es posible que, en lo que el país llama ‘distanciamiento en la vida diaria’ los robots estén cada vez más presentes en la era poscoronavirus aunque, eso sí, a costa de eliminar puestos de trabajo.