Seis ciudades intratables en el turismo de lujo

Una panorámica nocturna de París, sinónimo del turismo de lujo.

Seis ciudades intratables en el turismo de lujo

En el selecto sector del lujo hay seis puntos del planeta que siguen estando a la vanguardia

Cerodosbé .

Barcelona

21/06/2017 - 06:55h

El turismo de lujo es exclusivo a la par que codiciado. Y es que cantidad no es sinónimo de calidad. Por estos mismos motivos, cada vez son más países los que quieren apostar por este modelo y renunciar a otros. España, por ejemplo, ya lleva dos años erigiéndose como el destino más competitivo, según el informe anual que elabora el Foro Económico Mundial. No obstante, lo que este mismo trabajo no aclara es si el turismo de lujo es un sector relevante en el país. 

Quien sí lo hace es la publicación especializada Condé Nast Johansens en su ranking. En él, seis ciudades copan los puestos más altos de la clasificación de los destinos preferidos de los turistas más selectos. Por lo que respecta a su perfil, el 83% tienen unos ingresos medios anuales de 128.000 euros y realizan una media de entre uno y cuatro viajes al año. Las divisiones de estos viajes se establecen entre salidas de larga estancia, viajes de menos duración y escapadas de fin de semana. Con todo, así queda la clasificación (de mayor a menor).

Nueva York es uno de los destinos con más éxito de Expedia TAAP.

6 Nueva York -- Estados Unidos

Nueva York ocupa el lugar más alto de la clasificación. La Quinta Avenida o rascacielos como el Empire State son enclaves que están, como mínimo, muy cotizados. Los datos revelan que casi 50 millones de turistas -entre extranjeros y estadounidenses- llegan a la ciudad cada año con el objetivo de visitar atracciones turísticas como Central Park, Washington Square Park, Rockefeller Center o Times Square.

Sin embargo, la Gran Manzana también tiene otra cara. Concentra la más alta opulencia y pobreza en un mismo lugar. Allí la conviven dos realidades: la que muestra tanto un apartamento valorado en cien millones de dólares en Manhattan como el hecho de que haya 60.410 personas sin techo. Un número que es el más alto desde 1983. 

Una imagen promocional del hotel W Barcelona

5 Barcelona -- España

¿Sorpresa? Mucha gente cree que la masificación que vive Barcelona termina desplazando al turismo de lujo. Pero la capital catalana se ubica como una de las ciudades favoritas para este sector tan exclusivo. Las razones que justifican su posición son, sobre todo, el flujo de visitantes ‘prestados’ que solían viajar a destinos conflictivos.

Otros aspectos, como la gastronomía o la oferta de hoteles cinco estrellas, ayudan en la labor. Por último, factores como la cultura, la historia y el deporte combinados en una gran ciudad que, además, cuenta con mar y playas, terminan convirtiendo la ciudad condal en un destino irrechazable para cualquier turista.

El rédito del turismo en España está cuantificado. Los turistas internacionales que visitaron el país el pasado año gastaron 61.624 millones de euros en los nueve primeros meses, lo que supone un aumento del 7,6% con respecto al mismo período de 2015, según la encuesta Egatur difundida por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

venice 194835 1280

4 Venecia -- Italia

Venecia gusta a todos. Es transversal. El pasada año fue premiada como el tercer destino favorito de Italia, según uno de los portales de viajes referencia en España. En la clasificación europea quedó en el décimo tercer puesto.

Los resorts de la ciudad invitan a quedarse. Algunos de los más sorprendentes son el Hotel Aman, un palacete del siglo XVI y con algunas de sus suites con vistas exclusivas a los canales; el Belmond Cipriani situado en la isleta de Giudecca e ideal para una escapa romántica, y el JW Marriott, un refugio perfecto para escapar de los turista si tu objetivo es experimentar la ciudad de una manera distinta.

La Piazza del Poppolo, en Roma

3 Roma -- Italia

Seguimos en Italia y hacemos parada en Roma. La capital siempre ha sido conocida por ser una de las ciudades más caras para vivir en el Viejo Continente. Además, la propia administración es consciente del tipo de turista que recibe y tiene claro cual debe ser su apuesta. 

Las últimas iniciativas son buena prueba de ello. El ayuntamiento de la ciudad quiere frenar en seco a los turistas irrespetuosos. Para ello, ha firmado una ordenanza municipal que prohíbe bañarse, sentarse, consumir bebidas o alimentos sobre las fuentes y monumentos de la ciudad. La multa puede ascender hasta los 240 euros. Se trata, en suma, de una medida que podría parar a algunos turistas provenientes del low cost.

Se trata, en definitiva, de una medida que busca frenar el impacto de los excesos en el turismo. Y tienen razones para hacerlo. Cada año más de seis millones de turistas se agolpan para visitar las iglesias, monumentos y museos de Roma.

París es una de las ciudades referentes en el turismo de lujo.

2 París -- Francia

La ciudad del amor es un punto clave del turismo de lujo. Cada metro cuadrado de París vale oro, literalmente. Los distritos pertenecientes a la Rive Gauche son los más caros debido a que se encuentran en la zona noble de la capital gala. No obstante, un error común es pensar que otros lugares como, por ejemplo, los Campos Elíseos, forman parte de las zonas más caras de París. 

La agencia Meilleurs Agents desmontó hace años esta teoría. Según el ranking que elaboró, los Campos Eliseos ocupan el puesto número 132 en la clasificación, si bien su precio por metro cuadrado sigue siendo significativo.

La oferta gastronómica de alto nivel también es una opción de la que muy pocos pueden disfrutar. Al menos, por lo que respecta al Restaurant Le Meurice, uno de los iconos de la ciudad. Allí, comer o cenar es uno de los hábitos más caros, según la lista que elaboró The Daily Meal basándose en el precio de los menús degustación de los principales establecimientos en el planeta.

 

Ámsterdam engaña pero es uno de los puntos preferidos para el turismo de lujo.

1 Ámsterdam -- Países Bajos

Aunque pueda prestarse a confusión, la capital de los Países Bajos cuenta con diferentes opciones first class. Cuanto a la clasificación de alojamientos, destaca el Hotel Europa en el corazón de la ciudad. Seguramente sea la opción que más agrade a este tipo de turista, ya que según Condé Nast Johansens siete de cada diez encuestados respondió que prefería alojarse en un establecimiento hotelero antes que, por ejemplo, en un crucero. 

Pero Ámsterdam es mucho más que hoteles. Si la idea es ir de compras entonces el destino está claro: Hooftstraat, la zona exclusiva de shopping en la ciudad desde los años '70. Situada cerca de la plaza de los museos (Museumplein), aquí se encuentran las marcas de alta gama del mercado.