El turismo respira aliviado (por ahora) por la prórroga del “brexit”

España recibió un 4,2% menos de turistas británicos en el primer trimestre del año.

El turismo respira aliviado (por ahora) por la prórroga del “brexit”

La prórroga del “brexit” evita que el turismo español afronte la pérdida de más de 1.400 millones de euros, lo que hubiera frenado el crecimiento del sector

Juan Pedro Chuet-Missé

Barcelona

11/04/2019 - 13:13h

El sector turístico respira con alivio por la prórroga del “brexit” hasta el 31 de octubre, pero sabe que es una solución provisoria. Por lo pronto, la postergación del divorcio del Reino Unido evita que en los próximos meses se evaporen 1.436 millones de euros de los turistas británicos.

Este colectivo es el principal de todos los visitantes que llegan a España, con un volumen de 18,5 millones de llegadas registradas el año pasado y un gasto de casi 18.000 millones de euros.

[Para leer más: ¿Cómo nos afecta el brexit a los viajeros?]

La cifra fue aportada por Exceltur, que calculó que un “brexit” duro en abril hubiera supuesto la caída del PIB turístico del –1,1%.

Este stand-by, sin embargo, no evitará que el mercado tenga una expansión más lenta que en los últimos años, cuando año tras año se crecía a doble dígito. A este ritmo, el 2019 finalizará con un incremento de solo el 1,6% en el PIB del sector.

Maroto asegura que el sector gana tranquilidad

La postergación “da tranquilidad al sector turístico”, dijo la ministra de Industria, Comercio y Turismo Reyes Maroto.

Durante el primer trimestre del año las ventas a los turistas británicos cayeron el –4,2%

Pero recordó que esta “no es la solución definitiva” y aseguró que España está preparada para el divorcio británico, por medio del lanzamiento de campañas para estimular los destinos del país y el desarrollo de planes de contingencia con empresas del sector.

Caída de visitas británicas

A pesar de que hacer varios meses de que los gobiernos y las empresas ponen en marcha estrategias para no perder a los turistas británicos, Exceltur alertó que en el primer trimestre las ventas a estos ciudadanos cayeron el –4,2%.

El impacto de la sangría de turistas británicos fue más fuerte en Canarias, Baleares, Murcia, la Comunidad Valenciana y Andalucía, precisa esta patronal.

Menor demanda internacional

Pero la ralentización no se da solo entre los británicos, sino en la demanda internacional en general (sobre todo alemanes y nórdicos), alertó Exceltur.

Como en los últimos dos años, consideró que el resurgimiento de destinos mediterráneos como Turquía, Túnez, Egipto y Grecia atrae a viajeros que antes solían aterrizar en ciudades costeras de España.

Si hubiera sucedido un “brexit” duro, el PIB turístico solo hubiera crecido el 0,5% este año

“Si bien la demanda española crece moderadamente, no sentimos que pueda cubrir la contracción extranjera, en especial en los destinos de sol y playa, afectada por la recuperación de países competidores”, precisó Exceltur.

Por lo menos aumenta el gasto

Los turistas en el último trimestre aumentaron sus llegadas pero redujeron las pernoctaciones. De hecho en los últimos cinco años los viajeros pasan dos días menos en los alojamientos de España. El punto positivo es que pese a las estancias más breves el gasto diario aumentó un 4,7%.

[Para leer más: España cambia de modelo: sube el turismo de calidad]

Para esta organización, la recuperación pasa por renovar y poner en valor la infraestructura, que la próxima legislatura incremente el presupuesto para el turismo, reestructurar las campañas de Turespaña, frenar la “descontrolada eclosión” de las viviendas turísticas y recortar los impuestos al sector, entre otras medidas.